X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 21 de julio y se habla de HERCULES CF ivf Juan Carlos Ramírez enrique ortiz
GRUPO PLAZA

EL VIERNES LA PRESIDENTA DEBERÁ RESPONDER A MUCHAS PREGUNTAS

Las interrogantes que Meriton deberá explicar en la Junta 

La tercera junta general de Meriton llega en el peor momento deportivo de la historia reciente de la entidad. A un sólo punto del descenso y con muchos interrogantes sobre su gestión y lo prometido cuando compraron

2/11/2016 - 

VALENCIA. El próximo viernes a las 17.00 horas de la tarde en el recinto de Feria Valencia, la empresa máxima accionista del Valencia CF, Meriton Holdings Limited, propiedad del singapurense, Peter Lim, con el control el 81% de las acciones tendrá que responder a muchos de los interrogantes que se hace el valencianismo ante la preocupante situación deportiva que atraviesa la entidad, y que se une a la que vivió la pasada campaña que fue la peor de toda la historia en una Liga de tres puntos. 

Meriton deberá dar respuestas y ser convincentes ante los más de 45.000 accionistas que tienen de compañeros de viaje en la mercantil valencianista. La presidenta Lay Hoon Chan, vivirá su junta general de accionistas más complicada desde que asumió el cargo el 1 de diciembre de 2014. El curso pasado la junta fue con Nuno recién destituido y con Gary Neville con apenas una semana como técnico del club. Aquella apuesta fue uno de los errores más graves de Meriton en lo deporitvo pero posteriormente llegó la renovación de Ayestarán que hoy tienen al club ante la peor situación deportiva de sus últimos años con un porcentaje pírrico de un punto por partido y situado en la decimocuarta posición de la tabla, sólo un punto por encima del descenso cuando ya se ha disputado más de un cuarto de la Liga. 

El valencianismo ha perdido la confianza inicial que depositó en Meriton y empieza a mostrarse crítico, preocupado y expectante ante los próximos movimientos del máximo accionista al frente del club para tratar de enderezar la situación deportiva. De la pelota y el funcionamiento del equipo depende todo lo demás, principalmente el aspecto económico. Si no hay Champions, Lim se verá abocado a poner muchos millones de euros en el club o a rebajar el nivel deportivo del club convirtiéndose el Valencia CF en una entidad con presupuesto que le apartará de la lucha por los puestos altos de la tabla. 

·PRINCIPALES INTERROGANTES DEL VALENCIANISMO: 

1. CAMBIO MODELO DEPORTIVO: 
Tras la debacle deportiva que supuso ser decimosegundo clasificado de la pasada Liga y por tanto quedar fuera ya no sólo de la Champions League, si no de cualquier competición europea, la entidad varió de manera drástica el modelo deportivo que los dos anteriores años se habían basado en la fortísima inversión económica para mejorar la plantilla. 

En los dos veranos anteriores el club compró jugadores por valor de 200 millones de euros, y vendió por valor de 100. La aportación del máximo accionista en forma de crédito que posteriormente convirtió en acciones capitalizando el préstamo se frenó este verano, y el club decidió cambiar el modelo y vender futbolistas para equilibrar el presupuesto y evitar pérdidas. El balance de este verano, cuando el equipo había hecho una campaña desastrosa, fue más 71 millones de euros en la resta ventas-compras. 

Uno de los compromisos de Peter Lim cuando aterrizó en Valencia para comprar la mayoría accionarial del Valencia CF fue el de construir un gran equipo que pudiera pelear con los más grandes de Europa para ganar títulos o al menos disputar las rondas finales de la Champions League. Sin embargo, al primer revés deportivo los asiáticos han optado, lícitamente, por cambiar el modelo de gestión deportiva. 

El valencianismo se pregunta si Lim se ha cansado de invertir en jugadores y como se conseguirá construir un gran club si no se entra en competición europea y sin los millones del asiático. 

2. RENOVACIÓN PAKO AYESTARÁN:
Es uno de los principales puntos negros de la gestión de Meriton. Después del desastre que supuso la apuesta por el inexperto, e imberbe, Gary Neville, con el único argumento a su favor de ser amigo y socio del máximo accionista, el valencianismo se expresó claramente contra la renovación de otra apuesta. 

Pako Ayestarán renovó con el único aval de tres victorias consecutivas que supusieron la salvación del club de Mestalla el pasado curso. Un objetivo vergonzante para un equipo que comenzó la temporada en Champions. Ayestarán dejó muchas dudas en la gestión de vestuario en los ocho partidos que dirigió y en los que sumó cuatro derrotas, un empate y tres victorias. Números que no hacían merecer una renovación que el valencianismo no entendió teniendo alternativas muy contrastadas como la del chileno Manuel Pellegrini, el hoy sevillista Jorge Sampaoli o el portugués André Villas-Boas. 

La apuesta por Ayestarán no fue respaldada por la mayoría del valencianismo y en la cuarta jornada de Liga, con cero puntos en el zurrón, Meriton tuvo que destituirlo para apostar por Prandelli. Los ecos de aquella decisión se pagan hoy con el equipo por construir y a un sólo punto del descenso. 

3. NUEVO ESTADIO DE MESTALLA: 
Meriton se comprometió en el contrato de compraventa de las acciones que firmó con la Fundación Valencia CF, a finalizar la obra del nuevo estadio de Mestalla para la fecha del centenario. Los asiáticos garantizaron la financiación de la obra o la consecución de un socio que las financie. 

Hasta el momento cada vez que Layhoon ha hablado sobre el asunto del nuevo estadio siempre ha refrendado ese compromiso de finalizar la obra, pero nunca ha hablado de fechas y sí de un estudio pormenorizado que está realizando una comisión de trabajo de personal del club junto con el arquitecto, Mark Fenwick, para poder conseguir que el nuevo Mestalla se parezca lo máximo posible al actual estadio y que las gradas estén más cerca del césped de lo que se diseñó inicialmente. 

El consejero ejecutivo, Kim Huat Koh, le aseguró este verano a varios accionistas en un encuentro con empresarios valencianos que la idea de Meriton es finalizar el estadio para 2020. 

4. PROBLEMÁTICA GENERADA CON CN10: 
El club decidió el pasado verano cambiar la normativa de entrada a la grada de animación que fue creada en la temporada 2012/13. La entidad anunció el día que presentó la campaña de abonados la medida de no permitir la entrada en dicha grada a los mayores de 30 años. 

El club decidió apartar de la grada a los abonados mayores de 30 años en una medida que acabó con la que se había convertido en una de las mejores gradas de animación de Europa en los últimos años. La Curva era uno de los pulmones del equipo en las últimas temporadas y todos los abonados destacaron siempre su importancia en el estadio. 

El club nunca explicó esa medida de expulsar a más de 300 personas y la situación ha terminando enredándose en un cruce de acusaciones que a día de hoy todavía no han podido solucionar. 

5. DESASTROSOS INGRESOS COMERCIALES:
El Valencia CF suma su tercera temporada sin patrocinador principal en su camiseta. Desde que la empresa china, JinKO Solar decidió no continuar como Main Sponsor valencianista el club no ha conseguido cerrar ningún acuerdo para patrocinador principal. 

El operador áereo 'Turkish Airlines' fue rechazado porque los casi cinco millones anuales eran pocos para la alta inversión que había hecho Meriton. Hoy, tres cursos después Draper sigue sin poder encontrar esa empresa que oferte algo que contente a los asiáticos para estampar alguna firma en la camiseta del club. 

Los ingresos comerciales son bajísimos. Cada año menores. El club no consigue generar ingresos extra y eso es una merma importantísima en un mundo tan globalizado como el fútbol, donde todos los clubes consiguen vender su marca. 

Este año el club ha presupuestado 12,5 millones de euros por ingresos comerciales, lo mismo que ingresó el anterior. Una cifra en las antípodas de lo que cabe esperar de un equipo como el Valencia CF. El plan de negocio presentado por Meriton a Bankia presupuestaba 32 millones en ingresos comerciales para esta temporada y 42 para la que viene. 

6. DIRECCIÓN DEPORTIVA LIMITADA: 
Peter Lim prescindió de Rufete, Ayala y Salvans porque no creía en la dirección deportiva y prefirió el modelo inglés de entrenador-manager que le entregó a Nuno. Sólo seis meses después de desmontar la secretaría técnica que formaban los anteriormente mencionados tuvo que reconducir la situación con el fichaje del valenciano Suso García Pitarch. 

Suso se rodeó de Vicente Rodríguez, Pedro Gómez y Salva Grau para conformar la secretaría técnica que le autorizaron. El director deportivo cuenta con pocos recursos y pocos ojeadores para controlar un mercado tan amplio como el futbolístico. 

Clubes como el Sevilla FC, Villarreal, Atlético de Madrid o Barcelona cuentan con secretarías técnicas con alrededor de ocho o diez personas en nómina por las cuatro que la entidad valencianista tiene para trabajar todo el mercado

7. LA AUSENCIA CONTINUADA DE PETER LIM:
El máximo accionista lleva sin venir a Valencia desde mayo, cuando se disputó la última jornada de la pasada Liga que acabó con derrota ante la Real Sociedad. Este año sólo ha venido dos veces a la ciudad y no aparece por el estadio. 

Cuando Peter Lim compró la mayoría accionarial del Valencia CF sacaba tiempo entre todos sus negocios para venir a ver todos los partidos posibles en Valencia y fuera de Mestalla. Ahora no aparece. Nunca ha dado una rueda de prensa. Nunca se ha dirigido a los aficionados en un acto en Valencia.

La única comparecencia del asiático fue en un entrevista preparada a la TV oficial del Valencia CF durante las pasadas navidades. Eso sí, nunca se ha expresado abiertamente para contarle al valencianismo cual es su plan con el club. 


next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email