X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

Valencia cf 

Una gran exigencia marcara la segunda temporada de Marcelino en Mestalla

Obligado a repetir como mínimo el cuarto puesto y de esta forma regresar a la Liga de Campeones, en la que confluyen intereses económicos y deportivos fundamentales

8/07/2018 - 

VALÈNCIA. El gran aumento de la exigencia para el técnico y para el equipo marcará la segunda temporada de Marcelino García Toral al frente del Valencia, equipo que este martes comenzará a preparar una campaña con tres competiciones en la que se espera que mejore los registros del pasado ejercicio.

Prueba de que esta campaña diferirá de la anterior es que hace un año tras las cuatro primeras jornadas de Liga, el Valencia, todavía sin perder, sumaba seis puntos gracias a un triunfo y tres empates, situación que el club vivió con tranquilidad y sin tensión, pero que si se repite este año, cambiará el sosiego por la inquietud.

Cuando Marcelino llegó a Mestalla en mayo de 2017 se encontró con un equipo hundido, duodécimo en la Liga, sin plaza en Europa y con la necesidad inmediata de recuperar la autoestima.

Ahora, catorce meses después, el panorama es muy diferente, puesto que tras el cuarto puesto del último campeonato, ni el club ni su afición entenderían que el equipo diera un paso atrás.

Aunque en la campaña pasada el Valencia obtuvo ese cuarto puesto sin excesiva dificultad, nadie negó que al principio de la temporada y visto de donde venía, haber alcanzado un puesto en la Liga Europa ya se habría considerado como un paso adelante considerable.

Nada que ver tiene esa situación con las expectativas que se va a encontrar el conjunto de Mestalla a partir de agosto, obligado a repetir como mínimo el cuarto puesto y de esta forma regresar a la Liga de Campeones, en la que confluyen intereses económicos y deportivos fundamentales.

Junto a ello, el equipo querrá soñar con la Copa del Rey en la que hace un año y a pesar de llegar a semifinales, no dejó un buen sabor de boca al no haber dado la sensación de tener opciones de superar al potente Barcelona en la penúltima instancia del torneo.

Más complicado se vislumbra el horizonte en la Liga de Campeones, en la que la exigencia mínima será la de superar la fase de grupos, lo que mantendría encendida la llama hasta el mes de febrero, con la posibilidad de a partir de entonces poder superar alguna otra ronda y conseguir una buena clasificación.

La participación en las tres competiciones obligará a Marcelino a planificar con todo detalle la forma de manejar esta coincidencia a partir de la experiencia de que el peor momento del pasado ejercicio se produjo cuando el equipo compartió Copa del Rey y Liga en los meses de diciembre y enero.

Para afrontar la campaña 18-19, el Valencia debe presentar una plantilla equilibrada cuyo proceso de confección se prolongará hasta los últimos días de agosto, tal y como prevé su director deportivo, Mateu Alemany, quien en estas fechas está inmerso en el encaje de piezas de entradas y salidas para hacer un equipo sólido.

Uno de los grandes condicionantes del proyecto va a ser Gonçalo Guedes, el atacante portugués del PSG que ha jugado cedido en Mestalla en el último campeonato y por el que el Valencia suspira.

Alemany ha reconocido que su continuidad es complicada y, sobre todo, que, en un sentido u otro, tardará bastante tiempo en concretarse.

Marcelino es consciente de que para competir a un nivel superior al del pasado año es imprescindible mejorar el de la plantilla, a la que ahora se han incorporado Urso Racic, Mouctar Dhiakhby y Geoffrey Kondogbia, cedido en la pasada campaña por el Inter y ahora ya fichado, con incorporaciones que a su vez generarán salidas.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email