Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

la nueva iluminación de orriols y el césped de última generación ya están listos

El Ciutat de València ya deslumbra y se pone a punto para el domingo

5/11/2020 - 

VALÈNCIA. El nuevo Ciutat de València va convirtiéndose poco a poco en una realidad. El próximo domingo será el primer encuentro de Orriols con los arcos de la cubierta ya instalados, pero sobre todo con la iluminación renovada y un césped híbrido que, a falta del corte y los detalles de cara al partido ante el Alavés, cubre ya el rectángulo de juego.

El Ciutat pasará de no superar los 700 luxes en ninguna zona del campo -con diversos claroscuros en las áreas y una mayor potencia en el centro- a alcanzar los 3.000 en todo el estadio. La iluminación cuenta con 242 focos distribuidos en el anillo superior del estadio, levantados a unos 25 metros, y hoy se ha estrenado después de ser instalados durante el miércoles. Esto supondrá una mayor calidad de imagen de cara a la retransmisión televisiva en 4K y en HD, según ha explicado el director de proyectos y operaciones del club, Luis Cervera

Por su parte, el césped de última generación, que ya se reintegró a lo largo de la semana pasada, es un híbrido de última generación, con una alfombra de material artificial como base y con un drenaje perfecto que ya está pudiendo comprobar desde este mismo jueves. Se trata de un tipo de hierba que ya tienen otros grandes campos de La Liga como el propio Wanda Metropolitano, San Mamés o el Santiago Bernabéu, y diferente al de otros estadios como el Camp Nou. Este tipo de césped, además, es más resistente a levantamientos o posibles boquetes durante el juego. 

Sin embargo, lo más llamativo del nuevo Ciutat son los videomarcadores. Ambas estructuras -una en cada fondo- ya están ubicadas. Cada una de ellas pesa 16 toneladas y portará un marcador de 21x7, un tamaño que, en comparación con la altura del propi estadio -14 metros, ahora alzada con la nueva estrucutra de cubierta- hace más impresionante la experiencia para el espectador, otra de las cosas para las que se trabaja en el club y se seguirá trabajando de cara a a segunda fase de las obras. 

La primera, eso sí, todavía no ha terminado. Se pretende que los marcadores, así como la cubierta al completo, puedan estar instalados entre finales de noviembre y principios de diciembre, entre los encuentros que el Levante jugará como local frente a Elche y Getafe, con parón por fecha FIFA entre medias. Esa primera fase concluirá a finales de 2020 con la megafonía y la SkyCam, sujeta a cuatro estructuras, una en cada esquina, que también sirven como pararrayos y que presidirán Orriols como elementos de más altura. 

El Levante también tiene previsto cubrir toda la fachada exterior del estadio con lonas de forma provisional durante el fin de esta primera etapa de obras y hasta el inicio de la segunda fase. Entonces se comenzará a trabajar en el acondicionamiento de nuevas zonas de hospitality, la fachada definitiva y la redistribución de zonas exteriores del estadio. Se baraja, además, ampliar alguna localidad más a las 24.500 actuales, tal y como ha señalado Cervera. El club granota ha invertido casi diecisiete millones de euros en las obras de remodelación. 


Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email