X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

el consistorio dispondrá de 25.000 metros CUADRADOS de techo

El proceso de venta de Mestalla pone en valor la propiedad del Ayuntamiento en el solar

27/10/2018 - 

VALÈNCIA. La reactivación de la venta de las parcelas de Mestalla en el macroproceso encargado por el Valencia CF para su traslado al nuevo estadio tiene un beneficiario colateral: el Ayuntamiento de València. El consistorio es propietario de una porción minoritaria del terreno contemplado en la ATE -la Actuación Territorial Estratégica para el traslado del club al nuevo estadio-, si bien el estancamiento del proyecto tenía bloqueados sus activos en el lugar.

Pero el proceso encargado por el equipo a Deloitte para reactivar la venta y la mudanza le permite poner en valor su propiedad. Fuentes de la Concejalía de Desarrollo Urbano del Ayuntamiento de València explican, citando la información recogida en la ATE de 2015, que de los 125.170 metros cuadrados de techo de edificabilidad total, alrededor de 25.000 corresponden a la administración local y 100.000 al club de Peter Lim.

Según detallan, de los citados 125.170 metros cuadrados totales de edificabilidad, un máximo de 75.906 pueden ser destinados a uso residencial (el equivalente al 60,6%). Los 49.264 restantes, en consecuencia, serán de uso terciario y, en concreto, 19.834 corresponden a la denominada planta sótano. Los otros 29.430 se podrán distribuir como acuerden los propietarios, que dispondrán de la posibilidad de hacer uso de los bajos y las plantas inferiores o de concentrarlos en uno o varios edificios comerciales, de oficinas u hoteleros.

Llegado el momento en el que se desarrolle el espacio, el Ayuntamiento de València deberá elegir qué hace con su propiedad en la actuación de Mestalla. Su abanico de posibilidades es amplio: promover para generar vivienda social, promover y rentabilizar sus activos o bien vender directamente su suelo a través de una subasta, opción que parece la vía de menor riesgo para una administración pública.

Por lo que respecta a los alrededor de 100.000 metros de techo atribuidos al Valencia CF, el club espera obtener alrededor de 120 millones de euros, tal y como informó este jueves Valencia Plaza, un dato que se desprende del cuaderno de venta de los activos que ya ha repartido a los interesados Deloitte.

En concreto, fuentes de dos de los equipos que aspiran a quedarse con los terrenos consultadas por este diario coinciden en la horquilla en la que se mueve el club: entre los 115 y los 120 millones de euros. El valor es inexacto porque, según indican las mismas fuentes, la entidad no habla en el cuaderno de una cifra concreta. Lo que hace es exponer una relación de precios de venta de inmuebles del entorno del estadio para orientar la puja de los interesados.

Comprar, esperar, demoler...

Otro asunto esencial de cara a la operación son las peculiares circunstancias en las que el club traspasa los activos. El Valencia CF vende el inmueble conforme está, de modo que el comprador debería hacerse cargo de la demolición del estadio -con el agravante económico que ello conlleva-.

Tal vez por este motivo el Valencia CF ha rehusado a fijar un precio mínimo para la transacción. Los candidatos pueden pujar a la baja si consideran que se trata de un importe demasiado alto para un activo que no solo cuenta con la particularidad de que existe un estadio por demoler: los nuevos dueños también se enfrentarán al hándicap de esperar años hasta poder hacerlo -el tiempo que el club tarde en concluir el Nou Mestalla y mudarse-.

A estos tres factores -lo elevado de la cifra, la presencia de un estadio por derruir y el tiempo de espera hasta poder hacer uso del activo- se une un cuarto elemento de riesgo en la inversión: la premura del proceso de venta.

Según la información de la que dispone este periódico los interesados tienen de plazo hasta el próximo 8 de noviembre para presentar ofertas no vinculantes, y cumplido este trámite el Valencia CF activará un nuevo periodo para convertir dichas ofertas en vinculantes. En función de este calendario los aspirantes deberían ser capaces de comprometer la cifra de su puja de cara a la próxima navidad.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email