Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

entrevista al presidente de la corporació valenciana de mitjans de comunicació

Soriano: "La fórmula del tercio es inadecuada para evitar una eclosión de personal en À Punt"

Foto: KIKE TABERNER
10/08/2020 - 

VALÈNCIA. Enrique Soriano (València, 1962) asumió la presidencia de la Corporació Valenciana de Mitjans de Comunicació (CVMC) el 26 de octubre de 2016 por un período de seis años. Después de tres años de mandato, el pasado mes de noviembre, comunicó a Ximo Puig su deseo de dejar el cargo y volver a su puesto de letrado de Les Corts. El presidente de la Generalitat le pidió tiempo para buscar un sustituto y, pasados unos meses, llegó la pandemia. Superado lo más duro de la crisis sanitaria y resuelto el relevo en la Dirección General de À Punt, con Alfred Costa al mando, Soriano le recuerda al jefe del Consell que lo suyo está pendiente y que no quiere cumplir cuatro años en el cargo.

Mientras espera noticias, Soriano recibe a Valencia Plaza para hacer balance y hablar de posibles cambios en la ley, los presupuestos, el contrato programa, el llamado 'tercio' de la plantilla, las oposiciones o la posibilidad de introducir más contenidos en castellano en À Punt, la televisión pública valenciana. 

-¿Usted no se quería marchar?

-Bueno, yo empecé en el año 2016 y en estos momentos los medios de comunicación públicos son un hecho, no es una entelequia sino que es algo que está funcionando. Hay una televisión, hay una radio y una web... Por lo tanto, es una etapa que ya ha comenzado, entramos en una fase de estabilización, el proceso de cambio de la Dirección General se ha hecho con absoluta normalidad... Entonces, creo que es una etapa que ya está concluida. Hay nuevos problemas y hay nuevas situaciones, pero como en toda empresa, como en toda organización. Hay que renovarse y yo creo que a esas etapas hay que ponerles fechas.

-Se lo ha vuelto a recordar al presidente Puig. 

-Yo se lo recuerdo. Creo que hay que poner fechas, lo importante es fijar una fecha...

-¿Y ya se ha fijado?

-Pues, de momento, yo no la tengo. Pero bueno. No sé... si nos tenemos que fijar alguna fecha clave, ahí tenemos la más próxima, que es el Día de la Comunitat...

-¿Le gustaría que fuera el Día de la Comunitat Valenciana?

-Yo digo que esa es una fecha próxima.

Foto: KIKE TABERNER

-¿Le consta si están buscando alguien para sustituirle?

-Me consta que ha habido alguna propuesta. 

-¿De dentro del actual Consejo Rector?

-Eso está abierto. 

"Con Alfred [Costa] se puede trabajar perfectamente y hay un buen entendimiento, pero ni más ni menos... Son personas distintas"

-¿Qué perfil cree que debería tener? 

-Eso se lo dejo a quien tiene que decidir y a quién tiene que votar en Les Corts. Hay que tener en cuenta que es un régimen de mayorías singularmente cualificadas, con lo que debe ser alguien que recoja los apoyos suficientes. Y ese es uno de los problemas que tiene la ley actual, que es una mayoría tan alta, que es muy bueno para conseguir el apoyo de todos o de una parte importante de la Cámara, pero claro, eso es una dificultad.

-¿Qué balance hace de estos tres años y medio, casi cuatro?

-El balance que hago es que el objetivo de poner en marcha los medios de comunicación públicos, con todos sus problemas, con todos sus debates internos y externos, se ha conseguido. Ha sido un proceso complejo, porque ya de antemano todos sabíamos que iba a ser un proceso muy, muy difícil. Entre otras cosas, porque los medios en los que nos encontramos son diferentes. Los medios de comunicación son diferentes de cuando se cerró la anterior televisión pública. Y bueno, pues creo que lo importante es que ya estamos y ahora son otros retos los que hay que ir superando. 

Foto: KIKE TABERNER

-¿Se siente más cómodo con el nuevo director general?

-Bueno, con el nuevo director general yo creo que se puede trabajar perfectamente. Ni más ni menos. Con Alfred se puede trabajar perfectamente y hay un buen entendimiento, pero ni más ni menos... Son personas distintas.

"Todos somos conscientes de que la situación es compleja, que el presupuesto no puede ser especialmente expansivo. Pero lo que no podemos es renunciar a prestar el servicio público"

-¿Con Empar Marco hubo más tensión, más problemas?

-Bueno. Era otro momento y era otra persona. 

-¿La covid-19 ha supuesto más gasto para la empresa?

-Ha habido gastos adicionales

-¿Cuánto han supuesto?

-Ahora no sabría decir la cuantía, pero hay que tener en cuenta que eso ha implicado teletrabajo, lo cual significa una adquisición de medios para que eso se pueda desarrollar con normalidad. Luego, en gastos de saneamiento general el gasto ha sido sido constante y luego reestructurar el trabajo ha sido importante... Sí que ha tenido costes, ahora no sabría decir la cifra exacta. En principio, no debería ser una grave distorsión en el presupuesto.

Foto: KIKE TABERNER

-La Corporació y la Generalitat tienen que renovar el contrato programa para que entre en vigor el 1 de enero de 2021. ¿Van a pedir un aumento de la subvención?

-Vamos a ver, eso es un acuerdo entre la Corporació y la Generalitat. Creo que todos somos conscientes de que la situación en estos momentos es compleja, que el presupuesto no puede ser especialmente expansivo. Pero lo que no podemos es renunciar a prestar el servicio público. Lo que no podemos es pensar que la covid no va a tener consecuencias en el presupuesto del año próximo. En estos momentos ni la Consellería de Hacienda ni el Ministerio de Hacienda tienen unas previsiones definidas en relación al presupuesto del año que viene. Nosotros estamos trabajando en las necesidades que podemos tener de cara al año 2021 y la proyección al año 22 y 23. Pero claro, las circunstancias nos resultan muy complejas en estos momentos para decir una cantidad.

-Pero algo más sí que se pedirán... 

-Digamos que la progresión normal, la progresión normal de todos los presupuestos durante todos los años. Siempre ha habido un mínimo de crecimiento, un crecimiento que nos permita mantener el servicio público adecuadamente. Esa es la intención.

"El parón de los cuatro años de la televisión es importante. Durante ese período, los ingresos de publicidad han descendido para todos los medios de comunicación"

-En el año 2018, la empresa no alcanzó el 25% del presupuesto de ingresos por publicidad que tenía, lo que era motivo de posible cese del Consejo Rector, que al final no se produjo. ¿Cómo fue en 2019?

-Bueno, en 2019, a la vista de esa situación, las previsiones de incremento de publicidad se adaptaron a lo que habíamos conocido y no hubo ese problema de ingresos publicitarios. Las previsiones eran muy inferiores a las del año anterior.

-Osea, que no estuvieron por debajo del 25%. 

-No. La previsión para 2019 que aparecía en el presupuesto de la Generalitat era alrededor de un millón, si no recuerdo mal, y los ingresos estuvieron por encima del millón doscientos. 

-Por encima...

-Sí. Contemplamos una serie de circunstancias que previamente desconocíamos, porque el parón de los cuatro años de la televisión es importante. Durante ese período, los ingresos de publicidad han descendido para todos los medios de comunicación, no sólo para la televisión, sino para todos en general. Y digamos que la gama de medios en los que se ha podido realizar publicidad también se ha incrementado, con lo cual si la tarta presupuestaria es menor y hay más a repartir, es más complejo. De todas formas, en 2019 esa previsión se superó y este año, pese a las dificultades que ha generado la covid para nosotros y para todos, estamos moderadamente satisfechos porque plenamente satisfecho nunca puedes estar. 

Foto: KIKE TABERNER

-Entonces, ¿en 2019 acabaron en números negros?

-En publicidad. 

-¿Y en el conjunto del ejercicio?

-Vamos a ver. Ahí lo que aparece en algún medio de comunicación, que aparece en los distintos apartados de la contabilidad como negativo, eso es el gasto. Nosotros no nos hemos gastado en ningún momento más allá de lo que hemos programado presupuestariamente. Siempre se ha mantenido dentro del presupuesto. En ningún momento ha habido pérdidas. Otra cosa es que contablemente el gasto aparezca como pérdida.

-¿Si sumamos las subvenciones estaría en beneficios, en equilibrio presupuestario...?

-En equilibrio presupuestario. 

"Cuando se opta por el esquema de un ente público y una sociedad anónima se reproduce un esquema histórico. Pero en estos momentos ese esquema no tiene sentido"

-Usted ha pedido comparecer en Les Corts para justificar la fusión de la sociedad anónima con la corporación. ¿Por qué lo cree necesario?

Vamos a ver, de la distorsión que se produjo el año pasado una de los causantes fue precisamente la existencia de dos entes. Cuando se opta por el esquema de un ente público y una sociedad anónima se reproduce un esquema histórico. Pero en estos momentos ese esquema no tiene sentido, porque al final la Corporación es la que da traslado de la subvención, tiene el órgano de control. Eso tenía sentido cuando había un ente público y de ese dependían varias sociedades, radio, televisión... En estos momentos la prestadora del servicio público es única y, por lo tanto, no tiene sentido es esa dualidad que existe en estos momentos. Ni siquiera en estos momentos tiene sentido que sea una sociedad anónima. En el marco del de las televisiones públicas hay esquemas diferenciados, hay sociedades anónimas y entes públicos. Para una sociedad anónima de un ente público el sistema de contratación es el mismo que en una entidad pública empresarial; la gestión de personal, exactamente la misma; la contabilidad también es privada. Es decir, que no añade ninguna ventaja porque encima le tienes que aplicar la legislación mercantil, tienes que ir al registro mercantil. Por lo tanto, yo apuntaría que fuera una entidad pública empresarial.

-¿Es lo que es ahora la Corporació? 

-Es lo que es la Corporació con alguna matización. Así, además, la Generalitat tendría una entidad menos.

Foto: KIKE TABERNER

-¿Lo han entendido los partidos de Les Corts?

-Los partidos han entendido que necesariamente hay que hacer una modificación legislativa y uno de los elementos esenciales es precisamente el hecho de que no tiene sentido continuar con dos entidades. Lo ha dicho el informe de la Sindicatura, la Intervención también ha hecho alguna mención... Creo que hay un acuerdo genérico sobre que eso debe cambiar, y luego la concreción de eso es lo que deberá establecerse. 

-¿Va a pedir algún cambio más en la ley?

-Bueno, yo puedo opinar, pero no tengo iniciativa legislativa.

"Es tan extenso el régimen de incompatibilidades, que nadie que tenga que ver con esto, por muy lejana que sea esa relación, puede entrar a formar parte del Consejo Rector"

-Pero como responsable puede pedir para que otros propongan.

-Yo puedo decir qué más veo... Pues, por ejemplo, la modificación del régimen de incompatibilidades que tenemos en estos momentos, que es especialmente limitativo, con lo cual el marco de personas que pueden acceder al Consejo Rector es bastante limitado. Esas incompatibilidades pudieron tener sentido en el momento en que se diseñó, pero a la vista de lo que ha ido pasando, no debería haber inconveniente en permitir que fuera más flexible.

-Por ejemplo...

-Pues es que es tan extenso el régimen de incompatibilidades, que nadie que tenga que ver con esto, por muy lejana que sea directa o indirectamente esa relación, puede entrar a formar parte del Consejo Rector. Eso, al final, excluye a todas aquellas personas que hayan tenido alguna experiencia o alguna relación con el mundo audiovisual. Yo creo que eso es un régimen excesivo. ¿Qué otro aspecto se debería revisar? Pues muchas veces se ha hablado de la colaboración que habría que tener con las redes locales y comarcales, pero no hemos encontrado el marco adecuado para que esa colaboración sea fluida y constante.

-¿Hay algún impedimento?

-Bueno, es que al final tenemos que decir qué TDT y contratar con ellos, y por el hecho de ser TDT no tienen preferencia... ¿tiene que haber un concurso de todo? Se han hecho colaboraciones puntuales con algunas, pero una colaboración más estable no se ha podido realizar.

Foto: KIKE TABERNER

-¿Y en el aspecto del personal?

-Ese es el siguiente cambio que iba a decir. El tema del tercio [el gasto de personal no puede superar un tercio de los ingresos] que se introduce después de que se ha aprobado la ley, con la relación de puestos de trabajo ya aprobada, se ha demostrado que resulta ineficiente porque al vincularlo al presupuesto anual, resulta que año a año tienes que examinar si estás dentro del tercio. Los presupuestos son anuales porque son previsiones anuales y el personal tiene que tener una previsión a más largo plazo.

-Hacienda ha dicho que ese cálculo del tercio se hace sobre la subvención de la Generalitat, que es más estable que el presupuesto total.

-Pero la subvención puede cambiar. Yo creo que la cláusula del tercio es una fórmula inadecuada. Otra cosa es que, si lo que se está pensando es establecer alguna fórmula que impida que haya una eclosión en la contratación de personal, la fórmula tiene que ser otra. Vincularla al crecimiento, o al crecimiento general del personal en el conjunto de la Generalitat..., es decir, alguna fórmula alternativa que no genere esa distorsión que en estos momentos existe. Creo que esa es una modificación que debe introducirse y es una de las más importantes.

"Espero que se cambie el tercio, que se sustituya por cualquier otra fórmula que limite un crecimiento innecesario de personas"

-En caso de mantenerse, hay previstas unas oposiciones y hay una RPT (relación de puestos de trabajo) que está, en principio, fuera de la ley o fuera del marco establecido. ¿Cómo se va a afrontar eso?

-Bueno, son documentos diferentes. Por una parte está la relación de puestos de trabajo, que es anual, que nos la ha ido aprobando a Hacienda y los informes han sido favorables. Y luego, por otra parte, está la oferta pública de empleo, que es las plazas o las categorías que vamos a sacar a oposición. En estos momentos tenemos las relaciones de puestos de trabajo del año 2019 aprobadas, la oferta pública de la Corporació del año 2019 aprobada y la oferta pública de empleo de la sociedad rechazada. Eso es la oferta pública de empleo, que es lo que tiene una trayectoria a futuro. Y ahí, si no cambia la legislación, que yo espero que cambie, pues tendrá que adaptarse al tercio. Otra cosa es la relación de puestos de trabajo, que en principio este año no tendría problemas y al año que viene, pues habría que ver en qué situación queda. Dependiendo de si hay una moratoria o una modificación, es decir, cualquier alternativa posible a la regla actual del tercio, que yo creo que sería bueno que se cambiara. Espero que se cambie, que se sustituya por cualquier otra fórmula que limite un crecimiento innecesario de personas.

-¿Cuánto tendría que reducirse la RPT?

-Eso depende del presupuesto del próximo año.

Foto: KIKE TABERNER

-Otra propuesta de cambio de la ley, al parecer de Alfred Costa, es la de que haya más contenidos en castellano. ¿Qué le parece?

-No me consta que Alfred Costa haya dicho que vaya a proponerlo.

-Si fuera así, si quisiera introducir más contenidos en castellano, están fijados por ley, ¿no?

-La ley lo que dice es que el valenciano es la lengua vehicular y que, por lo tanto, es la que se tiene que utilizar de forma preferente y constante. Eso no es óbice, como no lo es en estos momentos, para que determinados contenidos como películas españolas o programas donde intervienen personas que con normalidad hablan en castellano, se utilice. Hasta la fecha, ni con Alfred Costa ni antes ha supuesto un problema. Pero bueno, yo creo que la lengua vehicular es el valenciano y la ley lo dice así. Eso no han sido objeto de discusión.

"Lo único que está definido es que la lengua por excelencia es el valenciano, pero en ningún sitio dice que esté prohibido que se pueda utilizar el castellano"

-¿Cree que debería aumentar, más allá de lo que ya está, el contenido en castellano?

-El tema de que haya castellano tiene que ser contemplado con normalidad. Lo único que está definido es que la lengua por excelencia es el valenciano, pero en ningún sitio dice que esté prohibido que se pueda utilizar el castellano, como hemos visto. Bueno, pues si se le dedica una atención especial a determinados territorios o determinadas comarcas, seguramente la comunicación de esas personas será en castellano, es decir, ellos se dirigirán en castellano. Y no debería ser un problema.

-Usted dijo hace algunos meses que se convocaría las oposiciones a tiempo para evitar indemnizaciones en caso de superar los tres años de la plantilla que es temporal ahora. ¿Cuándo se van a convocar?

-Nuestra intención es que las primeras oposiciones se convoquen en el mes de septiembre y, a partir de ahí, ir desarrollando todas aquellas que sea posible: las de la Corporació paulatinamente; hacer este año la oferta pública de empleo de la Sociedad nada más pasar el verano, en septiembre u octubre, y antes de que acabe el año, empezar a hacer convocatorias de oposición. Son muchos procesos selectivos, no se puede hacer todo el mismo día y eso requiere un apoyo especial para poder convocarlos. Si no se ha hecho la convocatoria es porque se requiere un apoyo técnico para que se pueda inscribir el personal. Si no haces la inscripción de forma presencial, tienes que tener una aplicación informática que te lo permita.

Foto: KIKE TABERNER

-Entonces, habrá algunas personas que superen los tres años de contrato temporal.

-Bueno, algunas contrataciones empezaron después del verano. De todas formas, el plazo de los tres años es una vinculación que aparece a partir de la ley con la modificación precisamente del tercio, que es el año 2018. Y luego, los tres años no significa en absoluto que automáticamente nadie se convierta en personal fijo.

"Empezar a emitir más tarde a lo mejor no hubiese sido mala idea, pero en aquel momento a nadie se le ocurría pensar que nos podíamos esperar ni un día"

-Pero puede suponer el pago de indemnizaciones.

-No necesariamente. Otra cosa es que nosotros nos quedáramos inactivos durante años y entonces un tribunal nos dijera "usted no ha hecho ningún acto que permita entender que usted ha trabajado para que se estabilice esa plantilla, para que se hagan los procesos selectivos", que son las sentencias que existen, que hablan de 15, 20 años, pero en ningún caso de tres años. Los tres años es una referencia, pero no es vinculante de forma automática.

-¿Está satisfecho de la experiencia?

-Moderadamente, siempre se tiene que estar moderadamente satisfecho; plenamente satisfecho yo creo que no se puede estar.

-¿Cambiaría algo?

-Seguro. Muchas cosas. Por ejemplo, la presión para que funcionaran los medios de comunicación en aquel momento..., cada día que pasaba parecía que era imposible de superar sin los medios de comunicación al día siguiente. Y luego hemos visto que, a lo mejor, con un mayor sosiego...

-¿Haber empezado a emitir más tarde?

-Pues a lo mejor no hubiese sido mala idea, pero en aquel momento a nadie se le ocurría pensar que nos podíamos esperar ni un día. Todo era tarde. 

Foto: KIKE TABERNER 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email