X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

entrevista con el coordinador del área femenina del valencia basket 

Esteban Albert: “El equipo no necesita un cambio drástico, con ligeros retoques va a subir el nivel y queremos mirar hacia arriba”

2/05/2019 - 

VALÈNCIA. La temporada del Valencia Basket femenino ya ha terminado y la confección del proyecto para la próxima campaña ya ha dado el pistoletazo de salida. Tras un debut histórico y con la Liga DIA y la EuroCup Women en el horizonte, Plazadeportiva.com ha tenido la oportunidad de tener una extensa charla con Esteban Albert, coordinador del área femenina del Valencia Basket. 

Muchos titulares que destacar. Thiama Kamara no continuará el año que viene en Valencia Basket. El club sigue apostando por Rubén Burgos en la dirección del equipo. Las renovaciones de Tamara Abalde y Meiya Tirera son prioridad. Las posiciones a reforzar se centran en la de base e interior. No se quieren hacer cambios drásticos. Lorena Segura seguirá vinculada al Claret. La internacional belga Jana Raman (pareja de Van Rossom) tiene abiertas las puertas del equipo. Opinión de Esteban Albert sobre las valencianas y nacionales Sandra Ygueravide, Vega Gimeno y Raquel Carrera. 

Pregunta: Para empezar, ¿podrías hacerme un balance de la que ha sido una temporada histórica del Valencia Basket femenino?

Respuesta: La temporada ha sido muy buena. Sobre todo ha tenido dos temas que nos han parecido espectaculares. Por un lado, el rendimiento del equipo a nivel deportivo. Casi destacaríamos más el enganche de la afición, el rendimiento del club a nivel de toda la gente que ha estado detrás. Desde el club haciendo que fuera un espectáculo cada partido y la afición que ha conectado completamente con el equipo, que se ha volcado. Eso nos ha dado un plus que ha hecho que de ese conjunto -la parte deportiva, la parte de club y la de afición- haya salido una temporada redonda.

P: Hablando de lo que es la parte deportiva. Ahora ya podéis decir cuáles eran los objetivos que se había marcado que se podía conseguir este año. Imagino que superando todas las expectativas.

R: Nosotros planteamos como dos partes. Una eran los objetivos que nos marcamos como mínimos y después los objetivos que eran soñar un poco, que la ilusión tiene que estar siempre ahí. Lo mínimo era intentar pasar la temporada sin mirar hacia abajo. Que el equipo se asentara en la categoría, que fuera capaz de competir cada partido independientemente del rival. Soñamos con estar lo más arriba posible, con la posibilidad de una Copa de la Reina y de unos playoff, que el hecho de ya no entrar, sino superar un escalón con factor cancha en contra, culminar esa historia. Una vez te ves metido ahí sigues soñando. Por un momento soñar que eres capaz de eliminar a Salamanca en las semifinales también se nos pasó por la cabeza. Cuando ya entras en esa parte de ilusión, de que el equipo y el club siempre quieren un poquito más.

P: Evidentemente lo que fue la confección de la plantilla fue un gran acierto. Al final, la mejor cuarta plantilla de la Liga. ¿Os imaginabais que podía llegar a tener este nivel cuando empezasteis a confeccionarla? 

R: Nosotros buscamos tener una plantilla equilibrada y relativamente larga. Equilibrada porque queríamos tener todas las posiciones cubiertas con jugadoras que nos pudieran ayudar en esa posición. Queríamos tener en casi todas las posiciones, o en todas, jugadoras expertas y más jóvenes para tener un combinado y tener ese equilibrio. Larga en cuanto a que buscamos tener 12 jugadoras y, aparte, tanto Lorena Segura como Thiama Kamara, que estaban en Claret y podían participar. Pensamos en que tener 12 jugadoras nos iba a permitir tener un muy buen nivel de entrenamientos y de trabajo. Hemos podido trabajar mucho y muy bien, a pesar de Marina Lizarazu que es el único punto negro que hemos tenido de una lesión grave. Además hemos tenido todas las posiciones cubiertas. La de Anna en el base por la lesión de Marina es la que ha estado un poco más coja pero pienso que Anna ha dado un paso adelante y el rendimiento ha sido muy bueno. Esther y Maria Bettencourt han sido capaces de, entre las dos, tapar ese hueco que nos dejaba Marina. Si miras eso, la estructura del equipo, las jugadoras, todas las posiciones cubiertas, la polivalencia de algunas como María Pina, Joy, o las mismas Bettencourt o Esther, que han sido capaces de jugar en el uno y en el dos, creo que ha hecho que pudiéramos estar trabajando todo el año a muy buen nivel y conseguir un rendimiento muy bueno.

P: A toro pasado es fácil hablar pero, ¿si os hubierais planteado reforzar la posición de base cuando se lesionó Marina en pretemporada, quizás se podría haber dado un pasito más? ¿Os lo habéis planteado a posteriori? 

R: Creo que en ese momento, precisamente por esa confección de plantilla que era larga con jugadoras polivalentes, pensamos que esa posición de Marina la podían cubrir entre Esther y Bettencourt. Tenían experiencia. Viendo cómo iba avanzando la liga, en el momento en el que hubiéramos tenido que hacer algo si hubiésemos tenido un problema con Anna. Pero la verdad es que Anna ha hecho una temporada espectacular a todos los niveles. Eso ha hecho que llegáramos bien hasta final de temporada y no pensáramos en qué hubiera pasado si lo hubiéramos hecho o si lo hubiéramos necesitado. No nos lo hemos planteado.

P: ¿Hasta qué punto ha sido importante la participación de Rubén Burgos en la creación de la plantilla, para luego haber podido hacer ese buena ‘piña’ que han hecho las jugadoras? Ese buen ambiente que había dentro del grupo y la conexión entre ellas. 

R: Nosotros cuando se confecciona la plantilla no es un trabajo de una persona solo. Es un trabajo de prácticamente todo el equipo. Cuando las jugadoras van poniéndose un poco a disposición, que puedes fichar, siempre tiene que haber una entente entre la dirección deportiva, que piensa que esta jugadora puede ser la adecuada, y que el entrenador la vea dentro del grupo. Confeccionar la plantilla no es solo fichar jugadoras que te parezcan buenas o te gusten, sino ver cómo se van integrando unas con otras. Pienso que el hecho de que Rubén Burgos, cada jugadora que llega sea porque él también ha visto claro que era una jugadora que tiene que venir, le ayuda a él. Él es capaz de, con todo eso, ver más grupo, cómo ir cerrando, cómo puedes ayudar, cómo tienes que tratar a cada una, el rol para el que la has traído… El participar en la confección del equipo, que ya te digo que participa, ayuda después al manejo del grupo durante el año.

P: En el club estaréis muy contentos con Rubén Burgos. Imagino que querréis continuar con este proyecto y que Rubén siga a los mandos del equipo la próxima temporada. 

R: Sí. Rubén es un entrenador del club. Él sigue y va a seguir en el equipo en el club y esa es la idea que tenemos.

P: Pensando ya en la temporada que viene, Liga DIA y Eurocup, además con las expectativas muy altas. ¿Cuál es la idea global que tenéis del año que viene? Supongo que subir el presupuesto. Ahora las exigencias son mayores.

R: Para participar en dos competiciones necesitas que el equipo suba un escaloncito. Siempre nos hemos planteado el ir subiendo sin volvernos locos, que el equipo cada año sea capaz de mejorar, el intentar siempre que cualquier jugadora que venga al equipo mejore a la jugadora a la que sustituye o mejore al equipo. Tampoco directamente una sustituye a otra. El año que viene tienes doble competición. Más partidos, más exigencia, viajes… Siempre pensando que además en la competición doméstica queremos dar un paso adelante. Lo que nos interesa es crecer y que cada paso se asiente. Yo creo que este año ese paso de llegar a la competición y asentarte en la competición se ha hecho pero el año que viene, aún subiendo un paso, queremos estar asentados. ¿Qué queríamos el año pasado? No mirar hacia abajo. ¿Qué queremos el año que viene? Mirar hacia arriba.

P: En este sentido os habréis planteado un aumento del presupuesto. ¿Cuánto, más o menos, os habéis planteado en relación con esta temporada?

R: Es complicado hablar de números. Primero porque aún estamos en el tema y segundo porque es evidente que cuando vas subiendo de nivel los cachés de las jugadoras suben y eso te obliga a subir el presupuesto. Vamos un poco como a posteriori. Viendo lo que necesitamos, si eso nos puede entrar en la idea de no volvernos locos y poco a poco. Evidentemente el presupuesto va a subir pero no sabría cuantificar el porcentaje. Sí que sube porque para empezar la competición europea te hace subir presupuesto, la entrada de un equipo de islas también a nivel de viaje. A nivel de salarios, si conseguimos a alguna jugadora que refuerce una posición, que tenga más nivel, posiblemente tienen un caché más alto y eso hace subir el presupuesto.

P: Hablando de nombres, que tengan contrato vigente están Anna Gómez y María Pina hasta 2020. Después Lorena Segura es de cantera y a Thiama Kamara la renovasteis por dos temporadas. El resto todas acaban contrato ahora. ¿Cómo está el tema de las renovaciones o no renovaciones? ¿Qué estáis teniendo en cuenta?

R: Primero, el tema de Thiama fue una renovación de 1+1. Este año ha estado cedida en Claret y no vamos a ejecutar el segundo año. El segundo año ella tiene ofertas para jugar en otros equipos. Pensamos que es bueno para ella jugar en otros equipos. El año pasado hizo su trabajo y este año nos ha ayudado mucho también en los entrenamientos, ha estado jugando bien en Claret. Ahora este segundo año que teníamos de opción, ella quiere jugar a otro nivel y con nosotros en el primer equipo tiene difícil los minutos, así que hemos decido que va a salir de aquí. Respecto a las renovaciones tenemos conversaciones iniciadas con algunas jugadoras. Hay que intentar, aparte de Anna y María que tienen contrato en vigor, mantener lo que ha sido el esqueleto, la base del equipo. Tenemos jugadoras también que están en progresión que están subiendo y la idea es que continúen en el club. La idea no es tanto cambiar por cambiar sino ver si tenemos la posibilidad de ir a por una jugadora que nos suba el nivel en una posición determinada, vamos a ver si podemos conseguirla. Es como un puzle. Hay a lo mejor una jugadora que piensas que puede quedarse o puede salir y la entrada de una tercera mueve todo. Ahí estamos ahora. Es un tema que no va a tardar en empezar a cerrarse cosas.

P: Hablando del núcleo, aparte de Anna y María, estamos pensando en Tamara Abalde y Meiya Tirera. 

R: Sí. Pienso que las jugadoras que han estado a un nivel muy alto de rendimiento nuestra intención es que continúen. Todo lo que sean jugadoras nacionales de buen nivel, la base del equipo nos gusta que sea de nacionales. Al mismo tiempo esas jugadoras nacionales pueden ser valencianas nos gustaría mucho pero muchas veces es una cosa que no depende de ti. Depende de que en el mercado esté la jugadora que necesitas para seguir ese crecimiento.

P: Creo que hay especial preocupación con tres jugadoras de cantera o valencianas: Esther, Rebeca e Irene. Esta temporada han tenido un papel muy residual en el equipo con menos de diez minutos de media por partido. ¿En el club se cree que pueden estar al nivel de competir el año que viene, de nuevo en Liga DIA, y también en Eurocup?

R: Dentro de cualquier estructura hay que pensar que hay diferentes roles y que hay muchas aportaciones que no se ven, quizás en la estadística o en el partido, pero que son importantes. Para nosotros han sido tres jugadoras muy importantes en el año en cuanto a lo que han ayudado al equipo. Quizá no se ha visto reflejado en minutos, sobre todo en el tema de Irene y Rebeca que venían jugando muchos minutos en Liga 2. Muchas veces cuando se confecciona la plantilla no solo son los números o lo que se ve sino intangibles que en el día a día hacen que tú llegues a tus objetivos. Son jugadoras que deportivamente están cada una en un nivel. Hay jugadoras que están más cerca de su techo, otras que yo creo que aún les queda margen. Va a ser un poco el ver todo el puzle el que va a determinar si pensamos que pueden seguir con el equipo o no.

P: ¿Tenéis claro en algún caso que alguna jugadora no encaja o que el nivel no va a ser suficiente para lo que espera el año que viene?

R: A día de hoy no te podría decir. Estamos con los últimos flecos. Dependerá de algunas incorporaciones y dependerá también de ellas. Tenemos que hablar con las jugadoras para ver cuáles son sus expectativas. Estamos intentando cerrarlo y cuadrarlo todo. Como todo el mundo tiene su papel, no solo el número o los minutos, las posibilidades están todavía ahí.

P: ¿Cuál sería el número ideal de jugadoras para la temporada que viene?

R: La confección de equipo siempre está basada en las 12. Dentro de esas 12 es evidente que hay diferentes papeles. Sí que nos gusta tener un equipo de 12 jugadoras para que el nivel de entrenamiento sea alto. Sobre todo las que pensamos que hemos estado más flojas o que pensamos que nos hace falta, intentar reforzarlas.

P: ¿Cómo está el tema de Marina Lizarazu? Estará en la recta final de su recuperación. Ella también acaba contrato este año, que realmente no ha podido disfrutar como jugadora, ¿cuál es la idea que lleváis con ella?

R: Marina está ahora acabando la última fase de la recuperación médica. Está empezando a pisar pista y tenemos con ella un programa de trabajo que la intención es que llegara a poder empezar la pretemporada a un nivel bastante bueno con el equipo. El problema de empezar la pretemporada es que lleva un año parada. Vamos a ver cómo acaba el proceso de recuperación, que empiece a entrenar y volver a sentirse. Es una jugadora que no ha podido demostrar lo que pensábamos todos que podía demostrar. Por eso la fichamos. Con ella lo normal es la continuidad por un tema de recuperación. A partir de ahí ver los minutos que va siendo capaz de jugar. Cuando una jugadora tiene una lesión tan grave como un cruzado, cuando vuelves no solo tienes que recuperar el tema físico sino que tienes que recuperar tu nivel de juego. Hay que ver cómo funciona y en el club nos hemos planteado empezar con ella la temporada que viene a ver qué nos puede interesar. Si en un momento dado para que recupere el nivel de juego nos puede interesar que siga con nosotros más tiempo o menos tiempo.

P: Es una posición muy sensible. Es cierto que Anna Gómez ha dado un nivel por encima de lo que se esperaba de ella. Lo cierto es que es ya una jugadora veterana de 33 años que ha estado jugando una media de 35 minutos. El año que viene vais a jugar dos competiciones, necesitaréis una base con más piernas, más joven. ¿Pensáis que esa puede ser Marina?

R: Los tiempos son los que van a marcar un poco la cosa. Es evidente que no podemos permitirnos el lujo de empezar la temporada con una posible previa de Eurocup con un arranque de temporada que suele ser duro incluso con partidos a doble jornada, que es lo que se intuye en el calendario aunque no ha salido, y no tener al cien por cien a Marina. Es uno de los puntos en los que estamos trabajando para que Anna Gómez no esté sola.

P: ¿Cuáles te parecen que son las posiciones más sensibles a reforzar?

R: Pienso que este año quizá el rendimiento de Tinara en el cinco es una de las cosas que hemos notado. No tanto porque ella haya hecho más o menos sino porque es una posición en la que hemos sufrido con las jugadoras grandes de otros equipos. Creo que es una posición que estamos trabajando para intentar incorporar una jugadora que tenga un perfil cinco más adecuado. El resto de confección de plantilla depende de cómo vamos viendo las continuidades, el tema de los rendimientos de este año… El rendimiento del grupo ha sido brutal y muchas veces hay que tomar decisiones en cuanto a un rendimiento deportivo de resultado y tienes que pensar en eso, en el equipo, pero al mismo tiempo no hace falta hacer tanto movimiento e incorporación como a veces se suele pensar. La química del equipo funciona. Es más un tema de retoques y de alguna jugadora o posición que hemos tenido descubierta. Bien con Marina o con alguna incorporación el tema de ayudar a Anna Gómez, el cinco que no hemos acabado de tener. No es que no hayamos acabado de rendir, porque Meiya Tirera jugando en la posición de cinco ha tenido un rendimiento espectacular, pero también ha estado un poco sola. Eso nos ha obligado a meter muchas veces a María Pina en la posición de interior y ha hecho que tuviera minutadas muy largas que le restaban en la posición exterior. No estamos hablando de que el equipo necesite un cambio drástico para ir más hacia arriba. Con ligeros retoques va a subir el nivel. Reforzar las posiciones que se nos han quedado un poco descubiertas y dar un pasito hacia delante en alguna posición que hayamos tenido oportunidades mercado. Siempre sin volvernos locos, insisto en eso porque hay un momento en el que no se puede acceder a cierto tipo de jugadoras de máximo nivel. Los presupuestos en algunos sitios están muy disparados.

P: La sensación es que hay jugadoras que han tenido muchos minutos pero el año que viene es algo que no se puede repetir porque hay dos competiciones y muchos más partidos. Tampoco se puede jugar con la salud, que esta temporada ha habido parte de suerte y de preparación física. Si alguna de esas jugadoras se hubiese lesionado esta temporada habría sido un drama. ¿Tenéis previsto esto?

R: Sí, hacer refuerzos de las posiciones que hemos tenido más cojas y acabar de cerrar posiciones para que el equipo, no que sea un pelín más largo, sino que siendo largo porque este año ya lo era, intentar mejorar alguna posición. Este año éramos 12 jugadoras pero hemos sido 11 todo el año con el tema de Marina. Gracias a Lorena, Thiama y alguna jugadora junior hemos podido tener un nivel de entrenamientos bueno. El año que viene se trata de poder tener esas 12 jugadoras a tu disposición, más Lorena y alguna otra jugadora vinculada.

P: Quería preguntarte también por Lorena. ¿Cómo valoras su rendimiento en Claret, donde ha tenido bastantes minutos, y su trabajo con el primer equipo? ¿Tenéis pensada alguna jugadora del junior que pueda subir?

R: Si todo sigue normal, que es un poco adelantarnos porque todavía estamos hablando con las vinculaciones, nuestra idea es que Lorena disfrutara un año más de estar en Liga 2. El final de temporada en los entrenamientos de Liga 1 ha sido una más, ha estado trabajando muy bien. En Claret toda la temporada ha disfrutado de muchos minutos. Ha sido una de las jugadoras importantes en un equipo de liga 2 que ha estado todo el año en la parte alta. Hasta faltando tres jornadas estaba casi en posiciones de fase. Esos minutos hubiera sido complicado tenerlos aquí. Pensamos que nos vendría muy bien un año más de eso y es por lo que vamos a apostar. En cuanto a cantera hay jugadoras de los equipos junior que pueden empezar a ayudar. No puedo decir un nombre porque es dejarte a otras y hay varias que sí que pueden. Seguimos pensando que el salto de junior a un Liga 1 es muy grande y complicado. El paso de cualquier jugadora por una categoría senior intermedia, bien sean nuestro equipo nacional, o estar vinculada a algún equipo de Liga 2 es importante y tiene que ayudar a completar esa formación.

P: ¿Qué esperáis de Lorena a largo plazo? ¿La creéis capaz de poder consolidarse en Liga 1? ¿Vais a seguir con esta fórmula de cesiones con el Claret con alguna jugadora más?

R: Nosotros el tema de Lorena pensamos que es una jugadora que tiene potencial. A nivel físico, su estructura y biotipo es de jugadora que puede competir. Es un primer punto cuando subes de categoría, el tema físico. Además vive el baloncesto, por lo que las horas y la implicación lo va a tener. Técnicamente y tácticamente todavía le queda margen. Fundamental en estas edades, jugar. Por eso el intentar tenerla cedida. Ahí engancho con la segunda pregunta. Pensamos que el hecho de poder tener un equipo cercano en la categoría alta como Liga 2 es algo que nos ayuda a jugadoras nuestras y al mismo tiempo ayudamos a ese equipo a que pueda tener jugadoras de gran nivel cedidas por nosotros. Eso les ayuda a sobrevivir. La predisposición por parte de los dos clubes en las conversaciones que hemos tenido hasta ahora van en esa línea, mantener la vinculación. Lo que nos falta es cerrar si se trata de una, dos, tres o cuatro jugadoras, de alguien del cuerpo técnico…

P: También me gustaría preguntarte por algunas jugadoras que están en otro equipo y que podrían encajar en la plantilla del año que viene, si habéis estado pendientes de ellas. Por ejemplo, Jana Raman, pareja de Van Rossom, que quería venir a Valencia Basket el año pasado pero la plantilla estaba ya cerrada y ha hecho una temporada espectacular con el Claret. 

R: Jana Raman es una jugadora que llevamos siguiendo desde el año de Liga 2. Hubo algún contacto pero por circunstancias también de su equipo, que renovó en Bélgica, no pudo venir. El año pasado cuando estuvo en Valencia teníamos la plantilla cerrada y era muy complicado añadir a una jugadora. Estamos hablando de una internacional belga, buen nivel y que ha estado en el Mundial. No estamos hablando que es porque esté aquí y es la novia de un jugador nuestro. Es una jugadora de mucho nivel. Dentro de ese puzle que es la confección de la plantilla, evidentemente estando aquí, conociéndola, que está ya integrada en la vida de Valencia, la valoramos. Ahora falta ese punto de cómo me encaja dentro del puzle. No puede ser una pieza suelta, tiene que encajar dentro de esa idea que llevamos. La idea de reforzar las posiciones interiores encaja, cuadra. Vamos a ver si al final todo se cierra y sería una muy buena opción.

P: Otra jugadora es Sandra Ygueravide. Acaba de ganar la Eurocup Women con el Nadezhda ruso, ha hecho una temporada brillante y valenciana, además. ¿La habéis seguido?

R: Sandra fue también una de las primeras jugadoras que nos planteamos. En este momento está jugando a un nivel muy alto y mi información es que está cómoda donde está. Es una jugadora con la que ya se habló en su momento. Es el problema que te aparecen con incorporaciones, que también son posiciones que no quieres duplicar con jugadoras de unas características similares. Sandra y Anna tienen características similares, son de edades similares. Sandra un año más mayor. Aún siendo jugadoras muy de mi gusto -Sandra entrenó aquí conmigo cuando era más joven, tengo una relación personal muy buena- tenemos que pensar en equilibrios, que las posiciones tengan jugadoras diferentes. Una más veterana y otra más joven. Una más polivalente y una menos. Una con más peso y otra con menos. A ese nivel, todas las jugadoras valencianas que están jugando en categoría alta las estamos siguiendo, pero el problema es que tenemos dos posiciones que se repiten mucho: bases o ala-pívots. Jugadoras valencianas: Anna Gómez, Sandra Ygueravide, Ana Suárez y Patricia Benet. Todas son bases. Itzi Germán, Vega Gimeno, María Pina, Laura Aliaga… Son todo ala-pívots. En un momento dado hicimos la apuesta dentro del equilibrio de la plantilla Anna Gómez y María Pina, que ellas también apostaron por venir aquí. Fueron las primeras y con las que pensamos que acertábamos. No es que las otras no sean buenas. A nivel personal el club tiene una relación muy buena. Vega Gimeno hizo parte de su recuperación aquí el año pasado, Ana Suárez viene todos los veranos a entrenar aquí, Patricia Benet ha venido… Son jugadoras que deportivamente tienes que decidir. Hemos intentado tener el máximo numero posible de jugadoras valencianas dentro de una estructura lógica.

P: Precisamente te iba a preguntar también por Vega Gimeno. 

R: Son jugadoras que el año pasado y este enseguida suenan. Estuvimos cerca de Vega Gimeno el año pasado. Lo que pasa es que era Vega Gimeno o María Pina. Son jugadoras en la misma posición y fue un tema de timing y del momento. “Esta jugadora ya está, va a venir” y decides. El término mejor me chirría muchas veces. No es mejor o peor, sino tema de circunstancias y de equipo. Son jugadoras que pueden jugar al tres o al cuatro, Vega también es capaz de abrir el campo con tiro de fuera. Además ha hecho una temporada espectacular en Zaragoza. No podemos amontonar jugadoras porque no habría minutos para ellas. El equilibrio para mí en la plantilla es fundamental. Tener en el equipo a una jugadora que a lo mejor tiene menos minutos pero lleva un día a día espectacular, como este año que estoy súper contento con las americanas. No han metido 20 puntos pero son jugadoras que han disfrutado los minutos que han disfrutado, han hecho un día a día brutal, han estado súper integradas en el equipo … siendo americanas. Como en el caso de Jori, que venía siendo una anotadora en Italia, aquí ha aceptado un rol de trabajadora, defensora. Para mí ha sido la mejor defensora de la liga. Muchas veces vemos que no ha metido 15 puntos pero no nos damos cuenta de que ha dejado a una jugadora que venía con una media de 18 y en Valencia se ha quedado en 4. Eso ha sido un gran trabajo defensivo. Estamos muy contentos con todo el grupo, los papeles diferentes, y eso a la hora de volver a confeccionar en la plantilla estos dos años y se va a seguir teniendo en cuenta la temporada que viene. Dentro de esa historia, el tema de jugadoras valencianas es importante, si hubiera una de cada posición ficharíamos a una de cada, pero en este momento tienes una base, una alero y una ala-pívot valencianas y cincos valencianas no hay. Tú has cubierto el espectro de jugadoras que el mercado o que el nivel de las jugadoras valencianas tienen. Lorena Segura puede ser una escolta, que estaría ahí, pero es muy difícil tener una valenciana cinco porque no tenemos jugadoras de 1.90. Entonces vas a ese segundo escalón. Lo que no podemos tener que sea valenciano, que sea español. Donde ya no llegue ni una ni otra buscaremos esa pieza en el mercado exterior, bien sea Europa o extracomunitario. Todo eso nos ayuda a esa parte de la que estoy contento, satisfecho, alucinado y orgulloso que es el pabellón lleno. Este año hasta las extranjeras eran de casa. Hasta Jori Davis tenía su club de fans. Ha habido una integración muy buena pero entendemos que es más fácil que la gente se identifique con el equipo con valencianas, españolas, más que con extranjeras. Son cosas que me llenan cuando ves por las tardes a Meiya Tirera por las pistas de L’Alqueria, que están entrenando las peques y saludan, entran, les chocan la mano, todas la conocen… Es otra jugadora que se ha integrado completamente en el equipo y el club. Es su segunda temporada. Si la temporada que viene va todo normal, probablemente sea su tercera. El hecho de que vayan haciendo entre las valencianas, españolas, las extranjeras pero que se hacen de la casa y el trabajo detrás del club y de las jugadoras que ya están. Este año las valencianas han integrado al resto del grupo. Lo que han hecho Irene, Esther, Rebeca, Anna… de meter a todas las demás en el equipo, eso no se ve y eso ha estado ahí y te ha ayudado mucho. Me quedo una frase de Anna Gómez en una entrevista: “¿Cuál es el secreto? Que somos un grupo de buenas personas, no de buenas jugadoras”. Esa base te ayuda a todo lo demás. Es un equipo que trabaja mucho.

P: Hablando un poco también del producto nacional, me gustaría preguntarte también por una jugadora que ha sobresalido en Liga 2 y MVP de la fase de ascenso, Raquel Carrera. Estuvo el año pasado aquí en la fase de Valencia. ¿Es una jugadora que os habéis podido plantear como proyecto de futuro que ya tiene presente? Tiene 17 años pero está rindiendo a un grandísimo nivel. 

R: Pienso que el trabajo de una dirección técnica es intentar estar encima de todo lo que puede haber y que nos pueda ayudar. A nivel de confeccionar equipos el cubrir posiciones que no tengas con valencianas, ir a nacionales. En las posiciones interiores es evidente que Raquel Carrera es una jugadora interesante, joven, posiblemente le falta ese paso intermedio aunque ella sería una de esas excepciones que podría saltar ya a un nivel muy alto en su primer año senior. Es evidente que es una jugadora que a cualquiera le gustaría incorporar pero también con un paso previo de minutos en Liga 1. Podría faltarle ese primer año de transición. Creo que es una jugadora a seguir y muy a tener en cuenta.

P: Respecto a la afición. Este año una media de 3.000 aficionados en la Fonteta. ¿Cómo se plantea el club el año que viene el tema de los abonos, tratar de atraer a más aficionados si cabe? Intentaréis superar esa media de asistencia.

R: Para nosotros el tema del número y de la implicación, que ha sido un público muy metido en los partidos, de apoyar al equipo cuando las cosas iban mejor y peor. Muy fiel. El mantener esa media que en el playoff ha subido a 4.000 y en el último partido 5.000 y pico. Hemos estado casi más cerca del cuatro que del tres, una media de 4.000 al año. En baloncesto femenino es algo espectacular. La idea siempre es continuar. El ADN del club es un pasito más. Si podemos hacer cualquier cosa para conseguir más, pero es un tema del club que todavía no se ha evaluado totalmente la temporada. La implicación del club con el equipo femenino es del 200% y en ese aspecto la idea de mantenerse no, dar un paso más.

P: Después de toda la temporada habrás tenido algunas palabras con Juan Roig, ¿qué es lo que te ha transmitido respecto al año del femenino?

R: El orgullo de lo que ha conseguido y de que la gente se haya identificado con el equipo, de que Valencia Basket sea un referente. Nos hemos convertido a un referente, no solo en cuanto a que somos el único equipo que tiene dos equipos en máxima categoría, sino en ese aspecto de social de igualitario total y equidad entre masculino y femenino. Eso es satisfacción. A nivel de resultados, cuando empezamos los playoff vino a despedirse personalmente del equipo, dando la enhorabuena a todas las jugadoras por el trabajo, lo que se había conseguido. La satisfacción de alguien cuando invierte, que es lo que hace Juan, que apuesta, el ver la repuesta de la gente es algo que siempre llena.  


Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email