X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

NATACIÓN | ENTREVISTA

Fred Vergnoux: "Una semana sin entrar en el agua es un mes de preparación perdido"

Foto: EFE

Entrenador jefe de la Real Federación Española de Natación (RFEN) y máximo responsable de la preparación de Mireia Belmonte y de Alberto Martínez

18/03/2020 - 

BARCELONA (EFE/Francisco Ávila). Al técnico Fred Vergnoux, entrenador jefe de la Real Federación Española de Natación (RFEN) y máximo responsable de la preparación de Mireia Belmonte y de Alberto Martínez, le preocupa “el tiempo perdido” en toda la planificación de una temporada que debería desembocar en los Juegos de Tokio y recuerda que para un nadador “una semana sin entrar en el agua equivale a un mes de preparación perdido”.

Vergnoux, que ha respondido a una batería de preguntas propuestas por EFE, sugiere que los nadadores puedan estar aislados en un lugar con piscina, porque como insiste: “Estar 8-9 nadadores en una piscina es mucho menos peligroso que ir de compras o circular en el metro”.

-¿Cuántos días puede estar un nadador sin entrenarse en la piscina para perder buena parte de lo ganado en su preparación?

-Es individual y en función de sus pruebas, si es un nadador de velocidad, de medio fondo o de fondo. Pero sabemos por experiencia que una semana perdida -sin entrar en el agua- equivale a casi un mes perdido. No es solamente un tema fisiológico, sino de contacto con el elemento ‘agua’ y eso necesita mucho tiempo de adaptación. Para los de aguas abiertas, como es el caso de Alberto Martínez, se trata de una prueba de casi dos horas, es fácil de entender que no se puede perder ni un día. De todas formas, cuanto más preparado estás, más rápidamente pierdes tus adaptaciones. Lo que nos viene encima es estar más tiempo parado que en las vacaciones de verano, donde un nadador élite nunca para más de dos semanas. Mirando un poco las predicciones de tiempo y la evolución de la pandemia, si efectivamente perdemos entre tres a cuatro semanas de entrenamiento, podríamos estar ‘listos’ para enero del año próximo. Pero más que perder unos días de entrenamiento, se trata de cambiar radicalmente la planificación. Después del mundial cada entrenador ha planificado su temporada sin pensar en este parón, lo que significa que va a ser imposible recuperar el tiempo perdido.

-¿Qué solución ve a todo esto?

-La solución, de momento, es lo que hemos llevado a la práctica: irnos a casa cuanto antes. El Equipo Nacional estaba en Sierra Nevada, y los chavales han tenido una actitud de diez, viajando en furgoneta desde Granada a Barcelona para volver a sus domicilios. Por la mañana a las 12:30 íbamos hacia el CAR de Sant Cugat para seguir con los entrenos y a las 17h íbamos para casa. Estamos haciendo lo que muchos no entienden, es decir no salir de casa, pero cuanto antes tengamos acceso al agua, mejor. El trabajo de un nadador profesional es nadar. Está claro que ahora mismo la situación es muy complicada, pero confiamos en que haya una solución, la vamos a encontrar, al menos espero que para el grupo de nadadores del equipo que aspiran a los Juegos Olímpicos. Estar con 8-9 nadadores en una piscina es mucho menos peligroso que ir de compras o circular en el metro.

-¿Cree que se podría implementar una solución como la que ha puesto en marcha el CONI italiano de que las instalaciones puedan ser utilizadas por deportistas profesionales?

-Sí, efectivamente nosotros miramos mucho hacia Italia ahora, de hecho, ayer vimos un entrenamiento de Federica Pellegrini en directo, ella sola en la piscina. Desde el inicio de la pandemia, Italia ha mantenido tres instalaciones con piscinas reservadas a su élite. Con un control estricto parece que funciona. Nosotros hemos pedido que se contemple esta posibilidad: abrir una piscina para un grupo reducido de nadadores, que nos hagan una prueba en los accesos para ver si estamos contagiados o no. Creo que tanto en Sierra Nevada como en Sant Cugat, encontraríamos las opciones mas factibles. Pedimos estar aislados, solos, en cuarentena en un lugar con piscina.

"Estar con 8-9 nadadores en una piscina es mucho menos peligroso que ir de compras o circular en el metro"

-¿Conoce cómo se está tratando ante esta pandemia la preparación de los nadadores olímpicos en otros países?

-Esta misma mañana hemos conectado con Francia, Italia, Hungría, Australia, Inglaterra, Turquía, Serbia y Japón. En Francia, Hungría y Serbia están todos en casa desde ayer, como aquí, no hay ni una piscina abierta. Pero algunos puede nadar en piscinas particulares. En Australia todavía están entrenando con normalidad, y las escuelas siguen abiertas, a ver cuánto tiempo dura. Japón, como Italia, tiene todo aislado, pero los deportistas olímpicos pueden entrenarse en los centros nacionales.

¿Cómo se están entrenando ahora sus nadadores?

-Estamos con un plan de trabajo evolutivo. Un documento que envío por la mañana y por la tarde. Es un plan general y está adaptado en función de las posibilidades de cada deportista, porque algunos tienen cositas de material en casa, otros no y deben subir y bajar pisos para moverse. Unos han comprado bicis, otros remos para poder hacer algo de cardio, pero claro no reciben el material. Cada dos días hago un video-call con ellos, para ver lo que hacen y cómo están, pero más que nada para ver sus caras. Nuestra normalidad es estar juntos 8 horas diarias de lunes a domingo, pero de golpe hemos cortado este vinculo y es algo que nos descoloca. Alberto (Martínez) va a intentar que le dejen nadar en el mar, Pol (Gil) está con el neopreno en su piscina de casa con el agua helada nadando 20 minutos, Mireia (Belmonte), Jimena (Pérez) y Ferran (Julià) no salen de casa y hacen lo que pueden. La nadadora de Australia que entrenaba con nosotros (Maddie Gough) ha vuelto a su país, y entrenara 15 días en carril de la piscina al margen de su grupo por precaución, pero no pierde entrenos.

-En unas declaraciones, Mireia Belmonte reclamaba poder utilizar una piscina, ya. ¿Sabe si se avanzado en esto?

-Desde la Real Federación Española de Natación (RFEN) y en contacto con los deportistas, estamos trabajado al respecto. Con Mireia, y en el caso de todos los nadadores, queremos volver a la piscina. Un pez sin agua no vive mucho tiempo, para nosotros es lo mismo. Entiendo que ahora mismo todo el mundo se está buscando la vida, pero mantener algo de actividad especifica es simplemente imposible para nuestro deporte. Por eso estas demandas de Mireia, Jessica, Alberto etc. Sinceramente es duro ver videos de nadadores entrenando y nosotros estar sin agua.

-¿Cree que llegado a este punto deberían celebrarse los Juegos o se debería replantear un aplazamiento?

-Es una pregunta compleja. Lo que sé es que de las 18 semanas que nos quedan para llegar a Tokio, vamos a perder ya una, cuando otros nadadores de otros países están nadando. Si finalmente se aplazan los Juegos, lo que a mí me parecería lo más correcto, vamos igualmente a tener menos tiempo de preparación. Hoy en día parece que los Juegos van hacia adelante, lo confirmó el COI ayer martes mismo, así que la petición de Mireia y de Jessica (Vall), y de los otros nadadores del Equipo Nacional es bastante legitima, pero un deportista no puede saber que no va a tener la mejor preparación posible. Haciendo todo lo mejor posible, no hay ninguna garantía de que las cosas vayan a salir bien, por lo que con menos preparación está claro el resultado. Respetamos las reglas, todos estamos en casa. Hay pocas personas más concienciadas y disciplinadas que los deportistas de élite, pero en nuestro caso, necesitamos nadar". 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email