Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

la opinión de los colaboradores

"Levantar esto es imposible, un bochorno sublime que nace en Singapur" 

2/07/2020 - 

VALÈNCIA. Los colaboradores de Plazadeportiva.com muestran su visión sobre el Valencia CF – Athletic:

JOSÉ MARÍA PERIS

És testimonial i anecdòtic, però una de les poques coses per traure pit era la força que tenia l'equip a Mestalla. I com cantaven Los Piratas 'como lágrimas en la lluvia se irán'. I no sembla que serà l'única cosa que caurà. L'equip només ha tingut un lleuger inici esperançador, que feia pensar al valencianista optimista el poder sanador de Voro, més Sansón que mai. Però este club és una Dalila, que en hebreu significa 'la que va debilitar'. I hui tots els estaments són un flam, des dels caps dels jugadors fins el trellat dels directius de la propietat. Només queda que acabe el martiri i tornar a fer barraca. Tota una incògnita. Cal que Peter Lim es done compte de quines són les coses que ha de fer per tornar a eixa Champions que tant li agrada a ell i a tots nosaltres.

SERGIO ARLANDIS

El problema es otro muy distinto. Lim: vete ya, por favor y llévate contigo a un buen número de jugadores faltos de calidad y rendimiento; y un buen número de asalariados lamebotas, que ensucian este club. Llévate el dinero si puedes pero no te sigas llevando más ilusión. Esto me está matando. El dolor y frustración de Paulista es el vivo ejemplo del sentir valencianista. No hace falta que nos presionen para perder el balón: apelamos al cúmulo de partidos para ver a este grupo de jugadores haciendo el ridículo por el campo, como si los demás equipos jugaran menos o algo. El equipo está a un nivel físico lamentable y Esto es culpa de muchos o de todos. Lim, vete, vete de una vez, llévate este aborto constante de club a tu maravilloso paraíso llamado Meriton Holdings, y déjanos de una vez, porque no te soporto, ni a ti ni a los tuyos. Nos hundís. Nos hundimos y tu mano, lejos de sacarnos del agua, nos está ahogando hacia abajo. No entenderéis todo esto que os pongo, lo sé. Y duele todavía más tener que aceptarlo.

JOSEP LIZONDO

Pedirles ganar es del género tonto cuando llevas semanas filtrando listas de bajas, ventas masivas, emprendes una guerra contra el vestuario donde faltas a tu propia palabra, primero, e intentas, después, ponerlos de insolidarios. Amén de despedir a uno de los líderes del grupo de la manera que has despedido a Garay con una última perlita en sala de prensa a horas de jugar hoy. Suma el club que tienes montado. Esta plantilla, como es lógico en dicha situación, tiene la cabeza en su próximo destino. Levantar esto es imposible. Seguir pendientes de los partidos es una pérdida de tiempo.

JOSEP BOSCH

Hi han partits en els que s’acaba demanant l’hora, el que no és tan normal és el demanar que s’acabe un campionat i este és el cas que ens està passant a molts valencianistes. La llàstima és que encara ens queden per davant uns quants partits que, almenys, serviran per augmentar la desafecció i el cabreig cap a una propietat, Meriton Holdings, sense cap coneixement ni actitud i que sols actua des de la provocació i la prepotència. La sort per a ells és que no hi ha públic a les grades i per desgràcia no hi haurà en molt de temps.

PACO GISBERT

Voro será Salvador, pero no hace milagros. Encalomarle un equipo muerto, hastiado de los caprichos de la propiedad y confuso por la falta de futuro es un marrón que no se merece una de las pocas personas que sigue en el club por amor a los colores. Ayer no hicieron falta ni los disparates del VAR ni los penaltis de Diakhaby para que el Valencia hiciera un soberano ridículo ante un Athletic al que le bastó colocarse bien en el campo.  A estas alturas de Liga, hay que dar gracias por que el equipo esté matemáticamente salvado del descenso y Meriton debería hacerle un altar al COVID19 por pasar esta vergüenza (una más, y pinta que no será la última) sin público en las gradas.

VICENTE BAU

El bochorno es sublime. Este Valencia está desnortado y sin alma. Un equipo gris que se derrite en torpes errores jornada tras jornada. Y un equipo así no merece estar en Europa ni de coña. La vergüenza actual nace en Singapur. Y el desastre lo acapara todo. Un bochorno.


Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email