X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

aspirantes en el proceso de venta

Neinor, Aedas y Cerberus también pugnan por las parcelas de Mestalla

5/11/2018 - 

VALÈNCIA. "Piensa en quienes pueden juntar más de 100 millones y acertarás", afirmaba la semana pasada a Valencia Plaza una fuente conocedora del proceso por el que el Valencia CF vende las parcelas del actual estadio de Mestalla, el caramelo más dulce del mercado inmobiliario de la ciudad. Y entre los equipos que aspiran a quedarse estos terrenos se encuentran, efectivamente, tres firmas con capacidad acreditada para hacer frente a una operación de ese volumen: las promotoras Neinor Homes y Aedas Homes y el fondo Cerberus, según ha podido contrastar este periódico.

El director general del Valencia CF, Mateu Alemany, brindó a los medios de comunicación el pasado miércoles la primera información oficial sobre este proceso, dirigido por la consultora Deloitte. Dijo que "el número de interesados es muy amplio" y cifró en 25 el número de "empresas interesadas en conocer la situación" de los alrededor de 100.000 metros cuadrados de suelo residencial y terciario de la Avenida Aragón que ha puesto el club en el mercado. La entidad no ha fijado un precio, pero valora los activos en alrededor de 120 millones de euros.

"El tema está avanzando. Hasta final de año se escucharán ofertas y se valorarán tanto la cantidad como las formas de pago", agregó. En concreto, como informó este diario, los aspirantes tienen hasta el 8 de noviembre para presentar ofertas no vinculantes que deberán convertir en vinculantes antes de que acabe el año para quedarse con los inmuebles. Y en tal escenario se encuentran los actores Neinor, Aedas y Cerberus. Los dos primeros son de un perfil muy similar: grandes promotoras cotizadas en bolsa e impulsadas por fondos de inversión (Lone Star y Castlelake, respectivamente) que irrumpieron con fuerza en València al calor de la recuperación del ladrillo.

El pasado mes de junio Neinor Homes cifraba en 200 millones su inversión comprometida en la Comunitat Valenciana, donde cuenta con proyectos en barrios valencianos como Quatre Carreres y Malilla y en municipios como San Juan, Torrent y Castellón. Aedas Homes, por su parte, contaba en mayo con proyectos que alcanzaban un volumen de 500 viviendas en la autonomía, distribuidas en promociones previstas en enclaves como Campanar, Patraix, Mislata y también en Quatre Carreres y San Juan.

Los entornos de ambas compañías confirman a Valencia Plaza su atracción por las parcelas de Mestalla en el marco del interés que muestran por cualquier solar ubicado en un entorno consolidado de la ciudad. No obstante, en el caso de este proceso su presencia demuestra el valor añadido del terreno, puesto que ambas firmas se han caracterizado hasta ahora por invertir solo en suelo finalista, en el que puedan construir a corto plazo. Y las parcelas de Mestalla, si bien se trata de suelo urbano, requieren una importante espera añadida hasta poder acometer el desarrollo inmobiliario: el tiempo que tarde el Valencia CF en mudarse y el nuevo dueño en derribar el estadio.

La presencia de Cerberus también prueba que Mestalla no es un terreno cualquiera. El dinero no entiende de amigos, pero tampoco de enemigos, como lo demuestra la concurrencia del otrora favorito de Bankia para comprar el club de fútbol que finalmente adquirió Peter Lim, la oferta respaldada por el entonces presidente Amadeo Salvo. Aquella durísima pugna se saldó a favor del magnate singapurense, que ahora, paradojas de la vida, podría encontrar en el fondo un aliado para aliviar la situación financiera del club vendiéndole las parcelas, tal y como informó el pasado miércoles Las Provincias. Inmoglaciar, la promotora de Cerberus, acaba de instalarse en València, y precisamente frente a Mestalla.

Entre los equipos interesados en las parcelas también se encuentran, como reveló este diario, la sociedad inversora Atitlan, la promotora Grupo Ática y la constructora Bertolín; tres firmas valencianas que, presumiblemente, acudirían como socio local integradas en diferentes alianzas empresariales.

Ojo a "las formas de pago"

En su declaración ante los medios Alemany subrayaba que el Valencia CF valorará "tanto la cantidad como las formas de pago", una cuestión a la que cabe prestar especial atención. Como agregaba el director general del club, "el nuevo Mestalla va ligado a lo que se desarrolle con el viejo Mestalla", circunstancia que podría inclinar la operación hacia quien ponga más dinero de inicio, y no necesariamente a quien ofrezca una suma global más elevada.

Tal circunstancia, según interpretan fuentes del sector, convertirá la transacción en una operación muy financiera, puesto que el Valencia CF prestará mucha atención a las soluciones que le brinden los aspirantes para poder financiar las obras del nuevo estadio en Cortes Valencianas. Además, la peculiaridad del factor tiempo en el desembolso del dinero podría hacer difícil la comparación entre las diferentes ofertas.

Los analistas consultados también entienden que lo más lógico sería que la operación se plantee como un pago aplazado, por el que el ganador desembolse una parte y el resto se convierta en un compromiso a cumplir cuando el Valencia CF se mude.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email