X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 11 de diciembre y se habla de champions la previa plaza radio sergio arlandis opinion valencia cf
GRUPO PLAZA

mundial

¿Quién es el que más sabe de Bélgica?

9/07/2018 - 

VALÈNCIA. - Una partida de 'trivial de fútbol', que contó con la participación de los jugadores y miembros del cuerpo técnico, animó la concentración de la selección de Bélgica que ultima la puesta a punto para el decisivo choque del martes, en San Petersburgo, contra Francia.

Roberto Martínez pretende despejar la mente de sus hombres. Que no estén obsesionados ni mediatizados por la relevancia de la cita histórica de Rusia 2018, que puede contemplar a Bélgica como finalista de un Mundial por primera vez.

La delegación de los diablos rojos se repartió en cuatro equipos. Cinco rondas de partida para determinar el grupo más culto de la selección belga.

Ganó el equipo del segundo técnico Graeme Jones, por delante del que lideraba Thierry Henry, que fue segundo, del técnico Roberto Martínez, que solo fue tercero y de Richard Evans, jefe de equipo, que terminó el último.

Los jugadores y el cuerpo técnico tuvieron que salir airosos de cuestiones relacionadas con el fútbol actual y con otras que formaron parte de la historia de este deporte. Algunas, por ejemplo, reconocer a personajes que en su día fueron pare del recorrido futbolístico. Hombres como el brasileño Sócrates o el español Vicente del Bosque en su época de jugador.

O cuestiones como el nombre completo de Pelé. Unos destacaron por su sapiencia, por su memoria o por el amor al deporte. Otros quedaron en evidencia. En cualquier caso, el juego de mesa sirvió para entretener y gastar el tiempo vacío, lejos de la cancha de juego

Roberto Martínez da relevancia a esta situación. Una de los aspectos que subraya el preparador español es la necesidad de inculcar a sus jugadores el convencimiento en lo que están haciendo, pero también alejar las preocupación cuando es necesario antes de que se conviertan en una obsesión y mediaticen el rendimiento.

Destacó el seleccionador de Bélgica la relevancia de haber conseguido que sus futbolistas lograran ser capaces de convencerse de que podían ganar a Brasil en el partido de cuartos de final. La predisposición con la que afrontaron el reto fue subrayada por el preparador más allá de la puesta en escena táctica. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email