X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 21 de noviembre y se habla de ruben uria valencia cf opinion VICENT MOLINS
GRUPO PLAZA

El valencia no encuentra un lateral diestro de garantías pese a llevar años buscándolo

Un agujero eterno en la derecha

15/11/2018 - 

VALÈNCIA. El Valencia CF no encuentra un lateral derecho de garantías. Por unas causas o por otras, el club se encuentra inmerso en la búsqueda de un defensa que ocupe el carril diestro con ciertas garantías.

Al contrario que ocurre con el costado izquierdo que ha venido nutriéndose en los últimos años de la factoría de Paterna (Alba, Bernat, Gayà, Lato...), la derecha es un agujero que el club de Mestalla no consigue tapar durante años.

No es un tema nuevo, más bien todo lo contrario. Desde el fín de la vinculación contractual con el indisciplinado Miguel Brito el Valencia CF lleva buscando de manera infructuosa alguien que pueda ocupar dicho costado de la zaga con fiabilidad.

Tras haber tenido el díscolo portugués competencia de bajo rango con jugadores como Caneira o un Curro Torres en el tramo final de su carrera, el club de Mestalla incorpora a petición de Unai Emery a Bruno Saltor, procedente del Almería en la campaña 2009/10. Esa misma temporada ya se repartieron más los minutos. 25 partidos disputó el catalán por 20 del luso.

En la temporada siguiente se invirtieron los términos y Miguel jugó 24 partidos por 19 del ex-almeriense. Sin embargo, las lesiones unidas al comportamiento poco profesional del portugués hicieron que Unai probara constantemente a otros futbolistas en esa posición como Marchena, Maduro o el lituano Stankevicius.

Para la campaña 2011/12 el Valencia CF incorpora otro lateral derecho. Sorprendentemente se fija en Antonio Barragán, futbolista de un Real Valladolid que quedó en séptima posición de la categoría de plata de la temporada anterior y que alternaba en el puesto con Pedro López (futbolista criado en la cantera del Valencia CF y que ese mismo verano había fichado por el Levante UD). El gallego ya jugó en esa primera campaña 18 encuentros por 14 de Bruno Saltor y 11 de Miguel Brito en la que sería su última temporada en el club de Mestalla.

Para la campaña 2012/2013 el Valencia CF incorpora un nuevo defensa para ocupar el costado derecho tras no renovar a Miguel y dadas las dudas que ofrecía el rendimiento de Barragán. Otro portugués, Joao Pereira, fue reclutado desde el Sporting de Lisboa. Su explosivo carácter le jugó más de una mala pasada en la liga española. Aún así, tanto Pellegrino como Valverde (con Voro en el periodo interino de transición entre uno y otro) confiaron en el fogoso defensor lisboeta quien actuó en 30 partidos por 14 de Barragán.

Con Joao Pereira y Barragán comenzó Miroslav Djukic la campaña 2013/14 en lo tocante a laterales derechos en la plantilla. El balcánico no duró mucho tiempo y le sustituyó Juan Antonio Pizzi. El argentino acabó la temporada confiando en Barragán, entre otras cosas, harto de los problemas de Pereira que jugaba al borde de la expulsión un día sí y otro también. Aún así, 25 partidos jugó Joao Pereira por 20 de Barragán.

Con la llegada de Meriton, Lim y Nuno, Joao Pereira cayó en desgracia definitivamente al tener varios desencuentros ese mismo verano con Jorge Mendes. Sin disputar un sólo minuto, ese invierno se marchó a la liga alemana en busca de un sitio en el que poder jugar. Mientras tanto, el Valencia CF traía a préstamo a un futbolista que apenas si había debutado en el primer equipo del Benfica: Joao Cancelo.

Entre ambos futbolistas, el Valencia cubrió el flanco diestro en las temporadas 2014/15 y 2015/16. Sin embargo ninguna de las dos opciones llegó nunca a convencer. De Barragán desagradaba su ataque y de Cancelo su defensa. Barragán jugó 34 partidos en la 14/15 y 24 en la 15/16 y Cancelo 10 y 28 respectivamente.

Cambio de cromos. El Valencia CF cede a Barragán al Middlesbrough y se trae a Martín Montoya para la temporada 2016/17. Pese al desastre de temporada con Ayestarán, Prandelli y un Voro que llegó para rescatar la nave cuando se hundía, Montoya fue el titular indiscutible en esa banda, ya que Cancelo jugó de interior. 29 partidos para el catalán y 35 para el portugués. Además se da la circunstancia de que el luso tuvo un enfrentamiento con la grada de Mestalla tras mandarla callar al marcar en el último minuto el gol que cerraba la goleada 3-0 ante el Deportivo de La Coruña en Mestalla. El jugador hacía tiempo que no se encontraba a gusto y había decidido salir de Valencia ocurriera lo que ocurriera.

Y lo que ocurrió fue que llegó al Valencia en el verano de 2017 Marcelino García Toral para hacerse cargo del equipo. Pese a que se intentó convencer a Cancelo de que reconsiderase su postura, el futbolista no atendió a razones. Aún así le echó una mano al equipo actuando como interior y jugando ante Las Palmas el primer partido liguero de la temporada. El show final con lágrimas en su despedida del portugués demuestra la inconsistencia de sus decisiones.

De entrada era Martín Montoya el titular indiscutible, pero precisamente eso se acabó ante Las Palmas, pero en la segunda vuelta del campeonato. Marcelino no andaba muy contento con el balance defensivo del equipo y consideraba que el equipo le flojeaba por la derecha. Así que Montoya pasó sólamente a jugar los partidos en Mestalla, mientras que cuando el Valencia CF jugaba como visitante, era un reconvertido Rubén Vezo el titular en dicho costado. Al final, 25 partidos para Montoya por 19 para el portugués.

La suerte de Montoya ya estaba echada. Pese a tenerlo muy avanzado para volver al Betis, el catalán acaba en el Brighton y el Valencia se lanza a por otro lateral. Sonó con mucha intensidad el nombre del holandés del Atalanta Hateboer. Sin embargo el club de Mestalla incorporó finalmente al italiano del Sporting de Lisboa (y con pasado bético) Cristiano Piccini.

De momento no se puede decir que el transalpino haya convencido en sus actuaciones. Incluso algunas de ellas con errores de bulto como el segundo gol ante el Espanyol. Su lesión nos ha permitido ver a Wass en esa posición. Dicha demarcación no era desconocida para el nórdico ya que la ocupó tanto en su periplo en la liga francesa como en algunos partidos con el Celta. De hecho, hasta ahora hemos visto la mejor versión de Wass ocupando el lateral. Le va a tocar apretar a Piccini para recuperar el puesto.

La realidad del caso es que estando en noviembre, el Valencia CF cubre su lateral con un centrocampista reconvertido. Y el trasfondo del asunto es que en Mestalla se llevan ya años buscando un lateral derecho de garantías. Y, visto lo visto, parece que la búsqueda continúa.

En la jornada de ayer, el rotativo Marca publicaba la posibilidad de contratar (siempre para la temporada que viene) al lateral derecho del Olympique de Lyon Rafael Da Silva. Si bien es cierto que el futbolista no responde inicialmente al perfil de lateral alto que quiere Marcelino para no sufrir en el juego aéreo, su condición de futbolista que acaba contrato le hace ganar enteros.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email