Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

en tres años ha cancelado una deuda con el fisco de 9,8 millones de euros

La Agencia Tributaria libera el Martínez Valero y los derechos económicos y audiovisuales del Elche

19/10/2020 - 

ALICANTE. La Agencia Tributaria ha levantado las cargas que pesaban sobre el estadio Manuel Martínez Valero y los derechos audiovisuales y económicos de los futbolistas del Elche.

La decisión adoptada por Hacienda se produce después de que el club cancelara el principal de la deuda que todavía mantenía con ella y que ascendía a 800.000 euros (una vez se compensó la parte que le correspondía al fisco de lo obtenido por el Elche por los traspasos de Gonzalo Villar y, especialmente, Juan Cruz). 

Como Patricia Rodríguez, la directora general del club, desveló la semana pasada en una entrevista en Alicante Plaza, todavía queda pendiente el abono de los intereses de ese principal que canceló el 20 de septiembre, la fecha en la que se liquidaba la siguiente cuota contemplada en el calendario de pagos del convenio singular suscrito con el fisco: de acuerdo con lo pactado en su día, al haber ascendido a Primera División, el Elche debía cancelar toda su deuda de una tacada, en un último pago. Aunque el club valoró la posibilidad de negociar un aplazamiento de esa última cuota, finalmente optó por no hacerlo (pagar el principal). 

Así, a día de hoy, solo le resta el pago de los intereses, algo que no ha hecho por no haber recibido todavía la correspondiente liquidación y que, en cualquier caso, no sido obstáculo para que el fisco haya levantado las citadas cargas que gravaban el Martínez Valero, lo ingresos por derechos de televisión y traspasos o cesiones de sus futbolistas.

En menos de tres años ha cancelado una deuda de 9,8 millones

En noviembre de 2017, con el primer equipo en Segunda División B y Diego García en la presidencia, el Elche suscribió con Hacienda un convenio singular por el que se obligaba a saldar de manera fraccionada una deuda que exactamente ascendía a 9.871.234,89 euros, algo que se tenía que producir en un máximo de ocho ejercicios. Lo anterior, finalmente, ha requerido menos de tres, gracias a dos cuestiones:

- el cumplimiento escrupuloso del calendario de pagos: en función de los ascensos el importe de las cuotas semestrales se incrementaba, aunque fue en el ejercicio 2017/18, en Segunda B y ante la ausencia de ingresos en esa categoría, cuando la entidad realmente lo pasó peor para pagar (necesitó el auxilio externo de José Sepulcre, por medio de Tenama Inversiones).

- los traspasos que ha protagonizado y que le han reportado pingües 'beneficios': dichos ingresos por venta o cesión de jugadores estaban gravados por el fisco, en el sentido de que un 50% de los mismos debía ir a parar directamente a sus arcas (sin pasar antes por las del Elche).

Además del pago de las cuotas semestrales y de la mitad de lo que obtuviera por la venta o cesión de los derechos económicos sobre sus futbolistas, el Elche se se obligó también a abonar al fisco el 10% de los ingresos anuales derivados de la cesión de derechos de televisión y, por si con lo anterior no fuera bastante, tuvo que aportar como garantía el estadio Manuel Martínez Valero (tasado en 51 millones de euros) para respaldar el citado aplazamiento de ocho años.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email