X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

el valencia debe construir una plantilla champions fiable tras el fiasco de su último intento

El gran examen deportivo de Meriton

El Valencia CF volverá con toda probabilidad a la Champions y necesita construir una plantilla solvente ante lo que se le presenta. La anterior intentona de Meriton en manos de Nuno y Mendes fue un fiasco. Ahora tendrán la oportunidad de demostrar lo aprendido.

16/03/2018 - 

VALÈNCIA. Cuarenta y ocho millones y medio de euros, un poco más de lo que se ingresó por la venta de Otamendi al Manchester City, es lo que gastó el Valencia CF para reforzarse el año de su vuelta a la Champions. El resultado fue un fracaso absoluto con una sola victoria (0-1 en Lyon) en la fase de grupos, un duodécimo puesto en la liga y una vergonzosa y sonrojante eliminatoria de Copa del Rey ante el Barcelona, resuelta con un 7-0 en la ida.

El Valencia CF volverá con toda probabilidad a la Champions y necesita construir una plantilla solvente ante lo que se le presenta. Si esta temporada ha resultado un drama jugar dos partidos por semana durante el mes en el que se disputó la Copa del Rey, los de Marcelino van a tener que afrontar ese desgaste durante la mayoría de meses de la próxima campaña.

Para ello el técnico asturiano debe intentar permitir la menor injerencia posible de los propietarios. Una cosa son los planes económicos que tenga el club, y otra bien distinta las necesidades que pueda tener el equipo para afrontar tres competiciones con garantías la temporada que viene.

El quid de la cuestión se centra tanto en las entradas como en las salidas. Una plantilla mal conformada a ambos niveles no es una mancha fácil de lavar. Al Valencia le ha costado dos temporadas, dos secretarios técnicos, una presidenta y seis entrenadores (incluido el actual) deshacer el desastre que se perpetró en el verano de 2015, con Nuno Espírito Santo con las manos libres por parte de Peter Lim a la hora de actuar como correa de transmisión ante los fichajes que su representante Jorge Mendes decidió colocar sin control alguno en el club. Si a ello le unimos el traspaso del jugador clave del equipo en la faceta defensiva aquel verano, Otamendi, no será muy complicado averiguar las claves del naufragio.

Se pagaron 22 millones de euros al Mónaco por Aymen Abdennour, diez al Celta por Santi Mina, nueve y medio al Braga por Aderllan Santos y siete al Brujas por Matt Ryan. A este grupo hay que añadir a Zakaría Bakkali (que vino libre del PSV Eindhoven) y a Danilo Barbosa que vino cedido por el Braga (pero cuyo 90% de los derechos pertenecían a Jorge Mendes), el resultado fue una catástrofe de las dimensiones que todos ya conocemos. Por mucho que la frase sentara muy mal aquel año en el club, en aquel verano se hicieron fichajes, pero no se contrataron refuerzos.

Por eso este verano es fundamental para saber hacia dónde camina el proyecto de Mériton. Si lo económico sigue primando sobre lo deportivo, no dejará de ser una versión asiática del Valencia que tuteló con mano de hierro en la parcela económica Manuel Llorente. No debemos olvidar que el club tiene presupuestada una partida de cuarenta y cinco millones en venta de jugadores. Es decir, que a los retoques que le puedan hacer falta al equipo, evidentes a día de hoy (un lateral derecho, un competidor para Parejo), falta saber qué ocurrirá con los cedidos (especialmente con Guedes) y que futbolistas entran en la lista de traspasos

La continuidad del club al menos tres años en Champions es fundamental para que el proyecto dé un salto hacia adelante, dicen los rectores. En sus manos está definir los parámetros para que la apuesta sea la correcta y no vuelva a dejar un lastre del que el equipo ha tardado dos años en recuperarse.

En su primera intentona de manejar un club Champions el fracaso fue absoluto. Cabe esperar que el cambio de estructuras deportivas dentro del club deparen algo bien distinto para el futuro. El examen vuelve a estar sobre la mesa de Meriton.

Noticias relacionadas

El rey del empate pendiente del gol

Por  - 

El conjunto de Marcelino ha llegado al segundo parón liguero de la temporada como rey indiscutible del empate en primera División, así como con una mejoría sustancial en defensa, pero también pendiente de hacerlo en la asignatura del gol

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email