Hoy es 28 de enero y se habla de COPA DEL REY valencia cf valencia basket la cantina baloncesto
GRUPO PLAZA

fútbol internacional / OPINIÓN

Exvalencianistas por el mundo: Juan Mata

16/02/2022 - 

VALÈNCIA. La Premier League ha cambiado. Guarda y conserva su más genuina identidad, aquella que la dio a conocer hace ya muchas décadas como una competición que venera y predica un fútbol ultraofensivo, vertical, directo y frenético. Sin embargo, en los últimos lustros la liga inglesa ha sabido incorporar, sin perder ni un ápice de su identidad, una nueva corriente basada en la búsqueda de los espacios a través del buen trato de balón. Una corriente que abanderó España hace más de una década y que llevó a nuestra selección a dominar el fútbol europeo y mundial como nadie hasta el momento ha hecho.

La cuna de este deporte, consciente de ese fenómeno, supo nutrirse de nuevas ideas. Abrió sus puertas de par en par para la llegada de nuevos conceptos que traían bajo el brazo jugadores y técnicos extranjeros. Hoy en día, la Premier League ofrece al espectador un espectáculo que mezcla a la perfección lo más esencial y castizo del fútbol británico con la cultura que entiende la posesión del balón como el núcleo central del juego. Por ello se suele decir, con total justicia, que Inglaterra alberga la mejor liga del mundo.

“La Premier League es algo muy especial”

Juan Mata

Esta reciente y moderna realidad hace de la Premier una competición cada año más competitiva y abierta. Los más grandes siguen dominando: el Manchester City de Guardiola vuela camino del octavo título doméstico su historia, algo que solo puede evitar un Liverpool que apenas puede seguir el ritmo citizen. El Chelsea, actual campeón de Europa, marcha tercero, mientras que la pelea por la cuarta plaza que da acceso a Liga de Campeones es una guerra sin cuartel: ahora mismo el West Ham de David Moyes está ofreciendo un nivel altísimo y un muy buen espectáculo futbolístico que lo aúpan a dicha posición de privilegio, mientras que Manchester United, Arsenal, Wolverhampton Wanderers y un Tottenham en horas bajas tratan de desbancar a los Hammers. Por abajo, a pesar de que el nuevo Newcastle ha dado un buen estirón, las espadas siguen en todo lo alto en la lucha por la permanencia; lo sabe bien Kiko Femenía, lateral alicantino del Watford FC.

Para el Manchester United, que se enfrenta al Atlético de Madrid próximamente en octavos de final de Champions League, disputar la máxima competición europea es una obligación. Tras varios años turbulentos, los Red Devils parecían haber encontrado el camino con Solskjaer en el banquillo. Sin embargo, los malos resultados se cobraron la figura del noruego y el nuevo técnico es, desde el pasado diciembre, el alemán Ralf Rangnick: un hombre que respira fútbol por los cuatro costados y que tiene mucho que ver con la tremenda irrupción de la compañía Red Bull en el fútbol de élite durante estos últimos años.

Si alguien conoce y vive día a día la historia reciente del Manchester United y la Premier League, ese es Juan Mata. El burgalés, que mostró al mundo su fútbol con la camiseta del Valencia CF entre 2007 y 2011, acumula ya más de 10 exitosos años en Inglaterra. Sin embargo, en las últimas temporadas apenas ha tenido minutos en las filas mancunianas. No los tuvo con Solskjaer durante estas últimas temporadas, ni los está teniendo actualmente con Rangnick en el banquillo de Old Trafford.

“No le doy (a Mata) suficientes minutos, es un profesional increíble”

Ole Gunnar Solskjaer, mayo de 2021

Su padre Juan Manuel Mata, exfutbolista profesional durante los años 80 y 90, defendía los colores del Real Burgos cuando nació Juan. Era la primavera de 1988 y los clásicos Logroñés, Las Palmas, Real Murcia, Sporting de Gijón, Real Zaragoza, Real Valladolid o Sabadell militaban en Primera División. Aquel año se unió a la fiesta el Real Oviedo, que volvía a la máxima categoría de la mano de Vicente Miera: el hombre que llevó a España a colgarse el oro en los Juegos Olímpicos de Barcelona’92.

Precisamente en Oviedo daría Juan Mata sus primeras patadas a un balón. Su calidad y sus maneras con el balón en los pies pronto llamó la atención del histórico club carbayón, que lo incorporó a sus categorías inferiores. Siendo ya un adolescente y una gran promesa del fútbol asturiano, el Real Madrid llegó en su busca. Con apenas 15 años, Mata dejó todo atrás y se mudó a Madrid con el sueño de convertirse en futbolista profesional.

“Mi familia nunca me presionó para ser jugador de fútbol”

Juan Mata

Lejos de mantenerse, el crecimiento del zurdo en Madrid se aceleró. Su nivel lo llevó a ser internacional en todas las categorías inferiores de la selección. Sin embargo, cumplidos los 19 años y con el contrato a punto de expirar, la falta de confianza por parte del club supo aprovecharla un Valencia que, tras las dudas del Real Madrid y protagonizando un gran movimiento de mercado, se llevó gratis a una de las grandes perlas del fútbol español.

“El Valencia creyó en mí”

Juan Mata

Si algo positivo dejó Ronald Koeman durante su estancia en Valencia, además del título de Copa del Rey en 2008, fue la confianza depositada desde el principio en Juan Mata (titular y autor del primer tanto en aquella final del Calderón). Cuatro temporadas contemplaron la explosión de un futbolista con una clase descomunal, que formó una sociedad de lujo con David Villa y David Silva en el frente de ataque valencianista. Su rendimiento le abrió en 2009 las puertas de la selección absoluta, con la que ha disputado en total 41 encuentros, ha anotado 10 goles y ha conquistado un Mundial y una Eurocopa (además de otros dos Europeos, en categoría sub-19 y sub-21).

La situación económica del Valencia y la ambición de Mata derivaron en el traspaso del asturiano al Chelsea a cambio de unos 27 millones de euros. Su irrupción en Inglaterra fue estelar: gol el día de su debut frente al Norwich City y jugador del año para el Chelsea en una temporada en la que levantó nada más y nada menos que la FA Cup y la Champions League. Un año más tarde y con Rafa Benítez en el banquillo blue, Mata sumaba a su palmarés la Europa League en Ámsterdam y era incluido en el once ideal de la Premier League, además de ser elegido de nuevo jugador del año para el Chelsea. Fue el máximo asistente de la Premier League aquella temporada 2012/13.

“Pasé dos años y medio increíbles en Londres”

Juan Mata

Todo fluía como la seda para el exvalencianista hasta el regreso de José Mourinho al banquillo de Stanford Bridge. El portugués dejó de contar con el zurdo, que se vio obligado a hacer las maletas en el mercado de invierno en busca de minutos, con el Mundial de Brasil a la vuelta de la esquina. Su destino iba a ser el Manchester United, un gigante con cuyo escudo Mata acumula hasta el momento 277 partidos, 51 tantos y 47 asistencias que han contribuido a ganar una FA Cup, una Community Shield (Supercopa inglesa), una Copa de la Liga y una Europa League.

Ahora se esperan novedades. Una nueva etapa se dibuja en el futuro inmediato. Con sus ya 33 años y toda una carrera repleta de éxitos, el exvalencianista termina contrato en Manchester el próximo mes de junio. Todo apunta a que Juan buscará un lugar para demostrar que aún tiene mucho fútbol en sus botas. Se habla de un posible regreso a España, donde muchos clubes siguen de cerca sus pasos en lo que será, muy probablemente, un punto y aparte en la carrera de un jugador mágico.

“Siempre me alegraré de las victorias del Valencia y sufriré con sus derrotas”

Juan Mata

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email