Hoy es 4 de diciembre y se habla de MUNDIAL 2022 Messi running maratón valencia
GRUPO PLAZA

cazoo se une a otros problemas en el pasado con marcas como bwin, valencia experience o metrored

Los contratiempos del Valencia CF con los 'main sponsor'

14/09/2022 - 

VALÈNCIA. Nuevo contratiempo en el Valencia CF con un main sponsor. La pasada semana Cazoo, la empresa de compraventa de vehículos de origen británico, cuyo logo puede verse en el pecho de la elástica valencianista y en diferentes soportes publicitarios desde este pasado verano, anunció su repliegue ‘a cuarteles’ y centrará su negocio en su mercado del Reino Unido, cesando su actividad en sus filiales en el Viejo Continente enclavadas en España, Francia, Italia y Alemania.

En principio, el acuerdo del Valencia CF y Cazoo se va a mantener hasta final de temporada. El periodista Pedro Morata desveló el pasado viernes que la empresa ha solicitado al Valencia CF la rescisión del contrato de patrocinio a final de temporada. Una medida que tendrá que analizar el club y que volvería a recordar viejos 'fantasmas' del pasado con los anuncios en la camiseta del Valencia CF. 

El Valencia firmó un contrato con Cazoo de cuatro millones de euros más una serie de variables por temporada. La información de la que dispone este periódico es que el Valencia considera que se trata de un compromiso firmado con Cazoo y que se exigirá el cumplimiento de la alianza entre las partes por dos temporadas más otra opcional. En una situación similar se encuentran otros clubes como Real Sociedad, Lille, Friburgo o Bolonia. 

El Country Manager de Cazoo España, Julio Ribes, atendió a Plazadeportiva.com el pasado mes de junio pero la estrategia de marketing de la marca ha sufrido un contratiempo por los resultados de la cotizada. "El patrocinio ha formado parte de nuestra estrategia de marketing y ha permitido a Cazoo construir una marca de confianza a gran velocidad. El patrocinio del fútbol ofrece una oportunidad única para dar a conocer la marca, hacer crecer nuestra base de clientes y atraer a los aficionados al fútbol". explicó.

Obligado a romper con Bwin por la regulación de la ley del juego

El último problema llegó con el patrocinio de la casa de apuesta Bwin. El Valencia CF al igual que otros clubes deportivos de Primera y Segunda habían alcanzado acuerdos por varias temporadas para ser el patrocinador principal de sus camisetas. El club de Mestalla acordó con Bwin un contrato de tres años a razón de 5 millones de euros por cada curso. 

Sin embargo, la regulación de la ley del juego por parte del Ministerio de Consumo en verano de 2021 provocó que las entidades tuvieran que romper sus patrocinios con casas de apuestas que implicaran llevar publicidad de juegos de azar en camisetas y equipaciones. Además, la publicidad de apuestas en estadios deportivos, cuando acogen eventos emitidos en directo, debe ajustarse a los mismos horarios que al resto de soportes. Los clubes tampoco pueden realizar actividades de patrocinio que consistan en la utilización de la marca de un operador para identificar a una instalación deportiva. 

Ante esa situación, el Valencia encontró un nuevo aliado. El club de la ciudad del Túria llegó a un acuerdo con Chilliz que, a través de su plataforma Socios.com, creó su propia moneda digital en el frontal de la camiseta. Una iniciativa que sigue dentro del área publicitario del club, pero no como un patrocinio principal. 

Metrored (2001-2002)

El Valencia CF firmó un contrato importante con la empresa de telecomunicaciones valenciana. Estos se comprometieron a pagar 300 millones de pesetas, 1,8 millones de euros, por una campaña. Sin embargo, estos jamás pudieron asumir lo pagos que comprometieron y pese a que hubo un renegociación a mitad de temporada el club nunca llegó a percibir nada por el patrocinio de aquella temporada. Fue un patrocinador 'fantasma' y que nunca pagó en el año donde el Valencia CF conquistó el título de Liga.

Valencia Experience (2008-2009)

A priori, la marca iba a pagar 6 millones de euros. El entonces Director General, Jesús Wollstein firmó el contrato sin ninguna garantía bancaria y a mitad de temporada cuando no habían pagado tampoco se pudo quitar de la camiseta la publicidad y se recurrió a Unibet de manera vertical. Fue una estafa en toda regla. El club no recibió nunca ningún euro y además se vio obligado a jugar toda la temporada con un patrocinador que no le pagaba y le impedía quitar la marca de la camiseta para no tener problemas legales.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email