X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 19 de septiembre y se habla de CHELSEA FC VALENCIA CF champions contracronica valencia cf NOTAS PD
GRUPO PLAZA

Un confidente policial acusado del intento de secuestro a Vicente Soriano dice que Juan Soler no estaba a favor

12/06/2019 - 

VALÈNCIA. El confidente de la Policía Rachid Behdaoui en el presunto intento de secuestro al expresidente del Valencia C.F. Vicente Soriano ha asegurado este miércoles en la primera sesión del juicio por este caso que el otro expresidente del club che Juan Bautista Soler, acusado en esta causa, le dijo en una reunión que quería "abortar" el plan para esa detención ilegal y que ya cuando se lo propusieron no se mostró favorable.

Behdaoui también se encuentra acusado en esta causa, cuyo juicio se está repitiendo por orden de la Audiencia de Valencia tras la aparición de este confidente de la Policía, del que se tuvo conocimiento de que se encontraba en prisión preventiva en Gibraltar como sospechoso de un robo a mano armada. Rachid Behdaoui ha sido trasladado de forma temporal para estar presente en la vista.

En este procedimiento hay cuatro acusados: Soler, Rachid, el empresario italiano Ciro d'Anna y el ciudadano magrebí Abdellatif Laarouibi, conocido como 'Tati'. Fiscalía solicita para Soler y los dos empresarios nueve meses de prisión por un supuesto delito de detención ilegal.

La Fiscalía sostiene que los tres acordaron secuestrar a Soriano en marzo de 2014 para que saldase su deuda con Soler y, para ello, contaron con Rachid Behdaoui, confidente de la Policía y antes huido de la justicia. La idea era introducirlo en una furgoneta y trasladarlo a una planta baja de Alfafar para luego llevárselo al extranjero. Behdaoui contó a la Policía los hechos y, tras unos seguimientos y grabaciones, se registraron detenciones.

En esta primera sesión del nuevo juicio, ningún acusado ha reconocido los hechos de los que se les acusan. El primero en declarar ha sido Rachid Behdaoui, quien ha explicado que conocía a 'Tati' del mundo de los seguridades de discotecas y que fue este acusado quien le dijo que tenía "algo relacionado con el Valencia" y le propuso participar porque él ha sido "atleta reconocido internacionalmente" y su padre es ministro de Interior de Marruecos, por lo que tenía "una agenda de contactos".

LA PRIMERA INTENCIÓN ERA "MEDIAR"

Sin embargo, ha afirmado que la propuesta inicial era mediar entre Soriano y Soler para que el primero pagara las deudas que tenía con el otro expresidente. Según dos sentencias del Tribunal Supremo, Soriano e Inversiones Dalport tenían que pagarle 39 millones de euros por incumplimiento del contrato de la venta de acciones. Con anterioridad, el alto tribunal había condenado también a Soriano y a la empresa a pagar 20 millones de euros a Soler por impago del primero de los cuatro pagarés por la venta de acciones del club.

Ha relatado que Soriano y Soler "no se soportaban", por lo que también se puso sobre la mesa la posibilidad de buscar terceros compradores para las acciones y que de ese modo la deuda cambiara de manos. Según el acusado, Soler quería "desbloquear la situación" y estaba dispuesto a rebajar la deuda en 40 millones "a desconocidos o a extranjeros" que se quedaran las acciones.

De hecho, ha destacado que Soler había contratado a un detective privado que le informó de que Soriano "no quería pagar" y que "tenía dinero pero que lo tenían terceras personas".

En su reunión con Soriano, este le transmitió que ofrecía 15 millones de euros en efectivo y que Soler "se olvidara de la deuda". Frente a esto, "Soler no aceptaba ningún dinero en efectivo porque eso sería un blanqueo", ha declarado Rachid, que ha agregado que Soriano le dijo que no tenía "nada a su nombre" y que no iba a pagar más de esos 15 millones, mientras que Soler quería al menos 30.

Ante esta situación, Rachid ha contado que, "desesperado", 'Tati' le comentó que "si no podía ser por las buenas, sería por las malas" y le propuso en primer lugar enviar a "gente" que entrara en casa de Soriano a robarle el dinero. Más adelante, ha asegurado que le propuso que si Soriano no quería pagar lo secuestraran.

Trasladó esta propuesta a Soler, ha continuado, y este "no contestó en ningún momento que sí": "No dijo ni sí ni no" y añadió que "lo tenía que consultar con su hijo". "Su hijo le dijo que se dejara de tonterías", ha relatado.

SUPUESTO PACTO CON LA POLICÍA

Rachid ha sostenido que un policía que conocía le había dicho que se estaba comentando en círculos policiales que podía estar envuelto en un secuestro, motivo por el que optó por llamar a responsables de este cuerpo policial y "contarles la historia" con la intención de que a cambio le "arreglaran" las causas que tenía pendientes con la justicia porque quería abandonar el país. "Me dijeron 'si tú me ayudas, nosotros te ayudamos' y yo me infiltré", ha contado el acusado, que ha asegurado que "nunca" le dieron ningún beneficio.

El confidente ha defendido que 'Tati' le dijo que conocía a unos colombianos que estaban interesados llevar a cabo el secuestro y él se reunió con ellos para "sacarles información" para la Policía. Este grupo ya tenía localizado el local en el que desayunaba cada mañana Soriano, ha subrayado el acusado, que ha apuntado también que el plan era meter al expresidente en una furgoneta y llevárselo a "un piso franco". En este caso, a un lavadero de coches situado en Alfafar.

Más adelante, ha señalado que le citó Soler en su casa, a donde acudió con una grabadora que le había colocado la Policía, y allí el expresidente del club valencianista le propuso "abortar" el operativo y que se habían metido "en una situación muy complicada".

El acusado ha asegurado que borró esa parte antes de entregarle la grabación a la Policía y, de hecho, ha cambiado sustancialmente el sentido de sus declaraciones como testigo protegido y en esta ocasión, ante el tribunal que le juzga, ha tratado de limitar la responsabilidad de Soler.

También ha puesto de relieve que avisó a Soriano del secuestro que se estaba planeando, aunque le advirtió de que no se iba a llegar a ocurrir porque la Policía estaba sobre aviso.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email