X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

contracrónica copa del rey valencia basket

La Copa no se gana sin bases

Valencia Basket plantó cara, pero la superioridad de Iberostar Tenerife pasó factura en la segunda mitad y se llevó el billete para las semifinales

16/02/2018 - 

LAS PALMAS (Enviada Especial). Valencia Basket llegaba en el mejor momento desde que le empezara a azotar la plaga de lesiones y culminara con la lesión de Van Rossom contra el Khimki. El triunfo ante el CSKA de Moscú con solo Abalde como 'base en funciones' dio una chispa de ilusión a un equipo muy mermado. Una ilusión que no fue suficiente ante un Iberostar Tenerife, que no solo rebosaba de ilusión, sino también de baloncesto. Algo que le hace falta al conjunto taronja en estos momentos. Lo que se vivió ayer en el Gran Canaria Arena no se puede comparar a un partido de Euroliga en la Fonteta. Iberostar Tenerife tenía a su afición. En un partido a vida o muerte. El CSKA fue contra Valencia confiado. El cuadro aurinegro no cometió esa imprudencia

El partido comenzó igualado. Los primeros tres minutos parecían augurar un buen choque taronja cuando se alcanzó la ventaja de 6 puntos. Una diferencia que no volvería a llegar en el lado taronja. A esos primeros compases les siguió un dominio aurinegro en los otros 37 minutos. Valencia Basket solventó su falta de recursos en ataque encontrando bien a Tibor Pleiss en la pintura. A pesar de que la defensa era buena, la captura de rebotes ofensivos de Iberostar Tenerife fueron clave para impedir que el conjunto taronja pudiera estar por delante. Por el lado rival, el extaronja Mike Tobey estaba siendo un auténtico quebradero de cabeza para los interiores del conjunto taronja

La táctica de los de Katsikaris fue precisa y efectiva. Consiguieron romper de manera continuada una defensa de Valencia Basket, que estaba teniendo enormes dificultades para llegar a la ayuda. En defensa, un auténtico bastión. Los tinerfeños provocaron nada menos que 18 pérdidas de los taronja. Una circunstancia que no puede ser explicada por la ausencia de un base puro en las filas de Valencia Basket. Se esperaba que el regreso de Sergi Garcia alejara presión de las manos de un Abalde, cumpliendo como base en funciones. Pero el balear no está en condiciones de dirigir a un equipo recién salido de su lesión muscular. Estuvo en pista menos de cuatro minutos. Iberostar Tenerife anotó 22 puntos tras pérdida ante los pobres 7 del cuadro taronja.

A pesar de todo, la batalla se fue al descanso con tablas pero con sensaciones amargas por parte de los taronja, que no se estaban sintiendo cómodos en pista. 

En la segunda parte, la superioridad aurinegra quedó evidenciada, cogiendo las primeras ventajas importantes. Si bien no llegaron a pasar de los 8 puntos, la sensación era de mucho más. Iberostar Tenerife mostró mayor confianza y trabajo en equipo que Valencia Basket. Mateusz Ponitka, Tim Abromaitis, Fran Vázquez y Mike Tobey superaron la decena de puntos. Rosco Allen y Kostas Vasileadis además superaron los dobles dígitos en valoración. La importancia de compartir el balón. En Valencia Basket se dependió demasiado de Pleiss, de Green, quien estuvo apareció solo en la segunda mitad, y también de Will Thomas por momentos.

Erick Green apareció en un momento crítico del partido en el tercer cuarto y a partir de ese momento prácticamente todos los ataques del conjunto taronja pasaron por sus manos. Algo que sirvió hasta el final del periodo, con Valencia Basket a solo dos puntos por debajo. Pero la falta de confianza en ataque del resto del equipo y la ausencia de un jugador que reparta juego se dio de manifiesto ante la defensa de hormigón de los canarios.

En esos últimos diez minutos se echó de menos a Bojan Dubljevic y Rafa Martínez. Los capitanes del equipo debían aparecer para levantar a sus compañeros. Pero no fue así. Dubi fue superado por la pareja interior aurinegra y se quedó en solo 6 puntos. Se deseó de forma ferviente un triple de Rafa Martínez que no llegó. El de Santpedor había anotado solamente uno en todo el partido. 

Cuando el choque parecía perdido, con minuto y medio por delante y ocho puntos por debajo, Green y San Emeterio recortaron a tres puntos. A continuación, un rebote tras triple de White que no entró habría acercado la victoria (o al menos el empate) al cuadro taronja. Pero se lo quedó Abromaitis, quien recibió falta personal y anotó los dos tiros libres. Una pérdida de Valencia Basket a 23 segundos del final alejaron cualquier posible milagro. La victoria era para Iberostar Tenerife y más que merecida. La primera de su historia en tierras canarias ante Valencia Basket y también la primera en un partido de Copa. El conjunto taronja se quedó sin homenaje a su única Copa del Rey hace ahora 20 años. Sin bases no se puede.

Noticias relacionadas

DOLOMITI ENERGIA TRENTO 83-95 VALENCIA BASKET | EUROCUP

Un Valencia Basket sin presión aprovecha la victoria ante el Trento (83-95)

Por  - 

Antoine Diot, Rafa Martínez, Guillem Vives y Louis Labeyrie sacaron partido de sus minutos en pista en un día en el que Jaume Ponsarnau dio descanso a los jugadores más quemados en un duelo sin trascendencia, pues el equipo taronja ya está clasificado como líder de grupo para el Top16

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email