Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

Meriton ya no engaña a nadie

18/11/2020 - 

VALÈNCIA. "Lo tenía todo y lo destruyó. Los seis años de Peter Lim en el Valencia CF", con este contundente titular retrata la publicación inglesa The Athletic la lamentable gestión de Peter Lim y su empresa Meriton Holdings al frente del club de Mestalla. Esta es una de las publicaciones a las que la propiedad facilitó diversos testimonios hace un año y en ella se pudieron leer las famosas declaraciones de Anil Murthy sobre el "entrenador funcionario" y la sumisión completa al propietario: "podrás ganar la Champions League, pero si no sigues las directrices de propietario al día siguiente estarás en la calle", declaró el presidente en la citada publicación.

Esta obsesión por vender sus mantras propagandísticos a nivel internacional siempre ha estado presente en la propiedad, pero se ha incrementado en los últimos meses, justo cuando las verdaderas intenciones del empresario singapurense ya no tienen justificación buenista ni blanqueo posible.

El mismo lunes www.plazadeportiva.com ya publicó los pilares en los que el club ha decidido vender su relato más allá de nuestras fronteras: las críticas son minoritarias, interesadas y xenófobas. Las decisiones de los últimos meses han venido marcadas por el Covid 19 y las maniobras del propietario están encaminadas a procurar la sostenibilidad. Además, el club no está en venta y Lim sigue igual de ilusionado que al principio con el proyecto del Valencia CF.

Dentro de esta obsesión por intentar librar de toda mácula la imagen del máximo accionista por parte de sus subordinados, se encuentra la de mantener esta impronta mesiánica de Lim en el mundo anglosajón. No olvidemos que Singapur fue colonia británica desde 1824 hasta 1963 y por tanto consideran el Reino Unido como un enclave crucial a nivel reputacional.

Sin embargo, las consignas laudatorias hacia el propietario de Meriton y del 85% de las acciones del Valencia CF ya no cuelan en ningún sitio, ni siquiera en lo que ellos considerarían un escenario ante el que hay que ofrecer una imagen positiva. Si dieron hace casi un año una extensa entrevista a la revista The Athletic para justificar la destrucción del modelo que llevó al éxito al club, ahora esa misma publicación ha sido inmisericorde con el precipicio al que la gestión de los singapurenses está llevando al Valencia CF. 

El título es tan contundente como llamativo: "Lo tenía todo y lo destruyó. Los seis años de Peter Lim en el Valencia CF", y en él se explica -ni más, ni menos- la realidad de la gestión de Peter Lim al frente del Valencia CF.  

Además de volver a dar voz a las excusas de los colaboradores de Lim, se contrastan otras muchas fuentes en el artículo, que firma el periodista Dermot Corrigan. En el texto se dibujan trazos de las incontables decisiones que están destruyendo día a día al Valencia. Se dice que a pesar de presumir de política de cantera, Lim sólo ha aparecido una vez en la Ciudad Deportiva de Paterna, que el magnate singapurense prioriza la sumisión sobre la eficacia, o que no le gustan las leyendas del club -quienes en su gran mayoría tienen la vida resuelta y por tanto la suficiente independencia como para huir de la genuflexión perpetua que se persigue desde la propiedad-.

Complicado también justificarlo todo por el Covid 19, ya que en este reportaje se recuerdan hechos como el nombramiento para el banquillo de Gary Neville (año 2015) o el desmantelamiento del club tras ganar la Copa del Rey de 2019. Ese sapo ya no se lo traga nadie cuyo raciocinio le dé para caminar y masticar chicle al mismo tiempo.

Dada la fascinación (y en cierto modo dependencia) que el mundo asiático siempre ha mostrado por el Reino Unido, es evidente que ese artículo en The Athletic habrá molestado al propietario y a sus acólitos más que cualquiera de los surgidos en prensa local o nacional. A Meriton ya no le quedan altavoces en los que hacer creíble su mensaje y su discurso. Los hechos son demasiado vergonzantes y la realidad suele ser muy tozuda. El discurso se ha vuelto tan poco creíble como residual así que ya les quedan pocas plataformas que les compren su "verdad" sin opción a réplica alguna. Además del Batzine (financiado con dinero del club), sólo pueden ya asomarse a medios de una entidad menor. Como muestra, las declaraciones de Anil Murthy a última hora de ayer a "Off the pitch", un medio cuyo seguimiento en una red como twitter se limita a 1417 seguidores.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email