X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

opinión

Si eres valencianista...

28/08/2019 - 

VALÈNCIA. No seré yo quien se ponga a repartir carnets de valencianistas. Tampoco quien juzgue o critique a quien lo entienda de otra manera diferente a la mía, pero no me podrás negar que si eres valencianista no estás triste ante lo que estás viviendo. Triste, sí, esa es la palabra, porque la indignación nos la compraron en Singapur y ya no podemos reclamar nuestro derecho al pataleo. Triste por ver cómo se están haciendo las cosas de mal por todos los lados de Valencia CF. Y es que ahí está parte del problema: el club se ha convertido en un campo de batalla entre dos bandos que compiten a ver quién lo tiene más grande. El orgullo, claro.

Si eres valencianista seguramente te están doliendo los oídos al escuchar, de boca de tu entrenador, que sin Rodrigo no tendremos el objetivo de la Champions. Ya no solo porque suene a menosprecio hacia el resto de la plantilla, sino porque, además, es falso y oportunista decir algo así. El primer año de Nuno nos clasificamos para la Champions y Rodrigo “no estaba”, aunque lo teníamos en el campo. Pero más allá de eso, es el cuarto presupuesto del campeonato y parece victimista decir algo como esto. Triste también te ponen ciertas decisiones del máximo mandatario del club, al que le ha venido un apretón y quiere meter cuchara cuando antes solo ponía el plato. Supongo que parte de su actitud vendrá motivada por algunos movimientos muy sospechosos que se han venido dando, pero entristece por cómo se hacen las cosas, con cierta alevosía y nocturnidad. Pero ojo, no le quito la razón en una cosa: vender a Rodrigo por 60 millones es una buena venta, lo malo es cuándo lo haces y qué plan tienes para contrarrestar esta baja y que no te cueste otros tantos, porque si lo vendes para comprar por ese mismo precio (por cierto, Guedes hay que pagarlo este año y vale casi lo mismo y creo que esto es para pagar aquello) entonces ni te muevas.

Si eres valencianista te estarás preguntando cómo es posible que, hasta la fecha, el fichaje de Maxi Gómez sea ruinoso para el club. Y digo: ¡hasta la fecha! Has pagado mucho por él, te ha costado además dos futbolistas y solo ha jugado poco más de 45 minutos en dos partidos, con un lamentable rendimiento dentro y fuera del área. Si no te mueves, eres un lastre para el equipo, y por eso digo que está siendo ruinoso. Ojalá cambie, pero es curioso que Marcelino se empecinara en este jugador, como lo hizo con Cheryshev. Tendrá una paciencia con él que no tiene con otros futbolistas, porque el pobre de Rubén Sobrino, otro fichaje ruinoso, no ha hecho más deméritos que él para estar defenestrado.

Si eres valencianista te estarás preguntando, también algo preocupado, por qué los fichajes de Longoria son directamente excluidos por el técnico: no le valen ni Manu Vallejo, ni Jorge Sáenz, ni Salva Ruiz. Deberían tener sintonía ¿no? No entiendo nada. Tampoco que el director general, Mateu Alemany, diga que el Valencia CF no está para darle minutos a los jugadores de la cantera sino para clasificarse para la Champions. Y que esto se dé de frente con las palabras de su presidente, Anil Murthy, quien señala que el futuro del club pasa por mimar y apuntalar los productos de su Academia. No sé si los fichajes de esos jóvenes futbolistas ,que Marcelino se quita de encima como un perro las pulgas, son para que el equipo juegue Champions, pero desde luego yo tengo más confianza en los Javi Jiménez, Ferrán, Kang In y compañía que en los que se han traído. Y lo de Murthy… pues suena a un ¡te quieres callar! Que diría el monarca jubilado.

Si eres valencianista, como te decía, supongo que estarás bien triste de ver que, a pesar de quedar cuarto y ganar la Copa, tu distancia, este año, con tu más próximo referente (el Atlético de Madrid) se ha hecho mucho más grande en todo, hasta en la manera en la que te está tratando con el fichaje de uno de tus jugadores más importantes. Pero, además, la distancia con los que tenías por detrás se han acortado y, de hecho, ahora mismo te superan en todo: en juego, en ilusión, en unión y en planificación deportiva. Y sí, me entristece ver que con tres años de Marcelino en el banquillo el equipo siempre se vea como desajustado en sus comienzos, y me entristece ver que sigues igual que el año pasado, sin gol, con unas carencias ofensivas de órdago que el técnico no soluciona ¿y por qué no lo soluciona? Porque no se lo ponen fácil desde arriba, pero es que él tampoco lo está poniendo muy fácil desde abajo, pues debería dedicar algo más de tiempo a ver cómo mejorar el ataque y menos tiempo en ver cómo justifico los malos partidos que se viene cascando en lo que llevamos del presente curso, con la pretemporada incluida. Me entristece que el Valencia haya cometido hasta cinco penaltis en su contra consecutivamente: demuestra que los desajustes y los despistes están ahí. Y me pregunto por qué en otros equipos esto no ocurre.

Y digo esto, por hablar ya un poco de fútbol… porque si eres valencianista, o al menos piensas como yo, de lo que realmente tenías ganas era de eso: de hablar de fútbol, de ver a tu equipo feliz, competitivo, centrado, y asentado. Pero veo todo lo contrario, y eso te pone triste muy triste, si eres valencianista.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email