X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

El valencia acepta pagar 16 millones de euros por el punta pero intenta eludir el pago de los dos adicionales en variables 

Mateu Alemany se planta y endurece el fichaje de Gameiro

El fichaje del delantero francés entra en un terreno pantanoso. El programa El Larguero informó que la operación se torcía y que desde el Atleti se daban incluso por rotas todas las negociaciones. Mientras, en el Valencia, según pudo conocer Plazadeportiva.com, se mantenían cautos aunque sí admitían que el fichaje se había congelado

7/08/2018 - 

VALÈNCIA. La pieza de Nikola Kalinic ya ha caído. La siguiente ficha en caer era la de Kevin Gameiro. Algo que estaba cantado. Lo que sucede es que el Valencia ahora mantiene una postura de fuerza en el tramo final de la negociación encaminada a tratar de reducir el coste final de la operación y a burlar los dos millones más en variables que preltende incluir el Atleti en el fichaje del punta francés. 

Miguel Ángel Gil Marín, que mantiene buenas relaciones con el director general del Valencia, Mateu Alemany, demanda 16 millones fijos más dos en variables. No obstante, Alemany ahora que el Cholo Simeone ya cuenta con Kalinic y tiene prisa en deshacerse del francés dada la cantidad de delanteros que acumula, pretende enfriar y ralentizar la operación para tratar de abaratarla.

En la noche de ayer, el programa El Larguero informó que la operación se torcía y que desde el Atleti se daban incluso por rotas todas las negociaciones. Mientras, en el Valencia, según pudo conocer Plazadeportiva.com, se mantenían cautos aunque sí admitían que el fichaje se había congelado.

El atacante croata del AC Milan Nikola Kalinic aterrizó ayer por la mañana en Madrid y en breve será presentado como nuevo jugador colchonero. La operación supone para el Atleti un desembolso de 15 millones de euros por un jugador que le costó al conjunto rossonero 25 millones la temporada pasada procedente de la Fiorentina. Gil Marín quiere ganar un millón limpio en el cambio del punta croata por el francés mientras que el Valencia, que juega sus cartas, intenta esquivar los dos millones adicionales o convertirlos en un porcentaje de una futura venta, algo complicado en un jugador de 31 años que firmará contrato en Mestalla hasta 2022. 

Este movimiento de última hora del Valencia no ha sentado bien en el Atleti, consciente de la dificultad de rascar dinero en una hipotética venta desde el Valencia hacia otro club en un futuro. Gil Marín es partidario ahora mismo de vender a Gameiro a otro club después de la postura inflexible de Alemany que no quiere pagar las variables que exigen los colchoneros para sellar el acuerdo.

El fichaje entra en un terreno pantanoso por las diferencias económicas de las últimas horas entre ambos clubes. Mateu Alemany ha tensado la cuerda. En el Valencia sospechan que a última hora el conjunto rojiblanco encuentre un equipo comprador de la Premier League que aparezca con una oferta irrechazable para el jugador en concepto de salario. Gameiro, que ya le dio calabazas al Valencia en 2011, tendrá la última palabra. Su papel se antoja fundamental para deshacer el problema actual.

Además, según ha podido conocer Plazadeportiva.com, a Marcelino no le gustó que el Atleti se llevará a Gameiro a Singapur hace dos semanas en plena negociación. La postura que desliza el club blanquinegro es que no le importa que el francés no llegue esta semana aunque eso conlleve que no esté presente en el acto de presentación del sábado. Con que esté listo para el primer partido de Liga, precisamente contra los colchoneros, es suficiente.

Mientras, Gameiro, que el pasado domingo no viajó a Stuttgart por una sobrecarga y que el lunes trabajó al margen junto al fisio recuperador Óscar Pitillas, se reincorporó ayer al grupo y se ejercitó con normalidad a la espera de que se desbloquee su fichaje por el Valencia.

El atacante natural de Senlis está listo para convertirse en el sexto refuerzo del equipo para la próxima temporada tras la compra de Kondogbia y las llegadas de Racic, Diakhaby, Wass y Piccini. Solo falta por conocer qué club doblará el brazo en el pulso de las últimas horas.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email