X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

valencia basket

San Emeterio espera "estar en un pico bueno para la Copa"

El jugador del Valencia Basket volvió ayer después de un mes lesionado y habló en vestuarios acerca de su estado físico y el momento que está viviendo el equipo 

27/01/2019 - 

VALÈNCIA. El Santo ha vuelto. Fernando San Emeterio regresó en el partido de ayer contra San Pablo Burgos tras superar una rotura fibrilar en el bíceps femoral de la pierna izquierda que le tuvo parado un mes. El cántabro, una pieza fundamental en los engranajes de Ponsarnau, es consciente de que le falta coger forma, que espera alcanzar para la Copa del Rey. 

El jugador confesó en vestuarios a los medios de comunicación presentes que se le había hecho "muy largo", algo que sintió "desde que noté el pinchazo". Pese a estar ya disponible, San Emeterio admitía estar "peor que cuando me lesioné", por lo que tiene que trabajar e ir entrando en la rotación "sin restar al equipo, pues "a veces cuando entras mal de forma, el equipo se resiente". El alero explicaba que lo importante es "estar preparado para ayudar y ojalá estar en un pico bueno para la Copa del Rey".

San Emeterio puso en valor "han hecho un partido muy serio. Son un equipo que siempre cuando viene con problemas y bajas, los que están saben que van a jugar sí o sí". Sin embargo, por parte del Valencia Basket "hemos tenido parte de culpa de no rematar el partido en la primera parte cuando parecía que todo iba bien". Esa falta de contundencia es la que provocó que  "un equipo que viene con esta necesidad, si no demuestras que aquí no se va a ganar, ellos cogen confianza".

En la última posesión, el equipo taronja estuvo a punto de tirar por tierra la victoria en un mal ataque. "Creo que habría que haber tirado un poco más tarde pero a veces las situaciones llevan a esos extremos, pero hay que aprender de ellos. Mejor aprender ganando que perdiendo", analizaba San Emeterio al respecto. 

La clave es que el equipo ganó pese a un mal partido, en el que "sobre todo a nivel defensivo nos ha faltado energía e intensidad" pero lo importante es que "hay que ganar estos partidos", pues "al final de año te puedes acordar de ellos", asegura el cántabro.

Lo segundo más positivo del encuentro, además de la victoria, es la ausencia de lesionados en toda la plantilla. Un motivo de tensión y de competitividad porque Ponsarnau debe hacer dos descartes por partido: "Siempre eso va a ayudarnos. También va a servir para evitar lesiones, para descargar a algunos jugadores cuando se pueda. Esto es algo positivo si somos conscientes de que un día será uno y otro día será otro".

706 días después, Valencia Basket tiene la enfermería vacía. Dos años de calvario. Una circunstancia que atañe a la "mala suerte". O no. "Ya no sabes si es la suerte o hay algo que ha cambiado", rectifica San Emeterio. Los servicios médicos sí lo han hecho. 

Ahora Valencia Basket visita a Unicaja en Málaga en un partido en el que, en caso de ganar, se asegurará el liderato de grupo y se podría poner en problemas la clasificación de los malagueños. Descartar a un rival directo. "Es un partido donde podemos asegurar el primer puesto. Podemos ganando también en casa a Limoges acabar con un 6-0, que para la competición es importante de cara a futuras rondas. Es un partido importante y vamos a salir a por ello. De todas maneras, de aquí en adelante van a ser todos partidos importantes. Ya no hay broma", concluye San Emeterio.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email